Opinión

Sin dinero para los acreedores, ni los aguinaldos

 
1
 

 

Cartera. (www.taringa.net)

Como se puede apreciar en la mayoría de las entidades federativas donde se están dando los cambios de gobierno, las nuevas autoridades se empiezan a quejar de los pasivos heredados por las administraciones que se fueron o están en ese proceso. Dos temas les angustian en este momento, las pasivos con acreedores y proveedores de servicios locales, así como el pago de los aguinaldos, tanto de los gobiernos estatales, como el de los municipios, acostumbrados a no hacer previsiones para sus compromisos de fin de año, menos cuando se trata del último año de su gestión. He conocido casos de municipios importantes que un día antes del fin de su gestión, demandan ayuda a las secretarías de Finanzas estatales, como en San Luis Potosí, para cubrir pasivos vencidos de corto plazo y lo que menos les preocupan a los presidentes municipales que se van, es el pago de los aguinaldos. Es claro que no hicieron ninguna previsión al respecto. Quizás antes les funcionó, pero hoy las finanzas estatales están en lo general, muy debilitadas.

El exgobernador interino de Guerrero declaró que no tenía para los aguinaldos y Astudillo acaba de detallar los enormes pasivos que le dejó la administración anterior. El problema no es la deuda financiera registrada, sino los pasivos contingentes y las previsiones para fin de año y no es el único estado con ese problema. Verdadera tarea de titanes tienen los nuevos gobernadores de Guerrero, Michoacán y Colima, donde el gobernador que se va, hace pocas semanas anunció un crédito de mil 600 millones de pesos más, y no es para inversión productiva. Y no me refiero a los gobernadores interinos.

No es secreto que en la mayoría de los estados, los gobernadores se exceden en el protocolo, en los gastos de difusión y que manejan muchas partidas “secretas”. Por supuesto que no habrá recursos federales para el pago de aguinaldos, sería indebido, es más, ni los anticipos de participaciones porque estamos a un mes de diciembre. A algunos estados les queda la posibilidad de los créditos de corto plazo, incluso a Tlaxcala, pero a otros ni eso. Ayudar a los municipios es imposible.

PARTICIPACIONES A OCTUBRE

Las participaciones que son el principal ingreso de libre disponibilidad o en efectivo de las entidades federativas y de los municipios van a octubre dentro de lo programado para este año, 1.9 por ciento arriba, un poco más de 8 mil millones de pesos, sin embargo respecto a 2014, están 2.4 por ciento menos en términos reales. En octubre tanto la recaudación federal participable, como las participaciones, tienen una caída, además de un ajuste cuatrimestral negativo.

Los ingresos del IEPS que se generó por mantener alto el precio de la gasolina, compensan el impacto en las participaciones de la reducción del componente petrolero en la recaudación federal participable, al pasar del régimen de los derechos de extracción de hidrocarburos –523 mil millones en octubre de2014– al de los recursos transferidos del Fondo Mexicano del Petróleo, 262 mil millones en lo que va de 2015.

De no haberse dado este impuesto adicional a las gasolinas, cuyo crecimiento ha sido cercano al 400 por ciento, 250 mil millones recaudados, la situación de las finanzas nacionales, incluidas las estatales, sería muy crítica. Ello explica, lo comentaré en otra entrega, la razón de garantizar un ingreso constante del IEPS de gasolinas, para 2016

Ganan levemente sólo cuatro entidades respecto a 2014, pero pierden incluso respecto a lo programado, Zacatecas y Tabasco. Un caso diferente es el DF, que recauda más de la mitad de sus ingresos propios, y que a junio recaudaba 20 por ciento más de lo estimado, lo que le evita los problemas de la mayoría de las entidades federativas, hay algunos más que la salvan, pero en menor proporción.

También te puede interesar:

Colima se descompuso totalmente

Profundizar las acciones en materia educativa

El sur también existe