Opinión

¿Rebasará el dólar los 20 pesos en lo que resta del 2017?

 
1
 

 

Dólar

Por Eduardo Garza Castillón*

Tras ver al peso – dólar en los 20.70s- a principios de enero de este 2017, el tipo de cambio (t.c.) se presionó hasta alcanzar un máximo histórico el 11 de enero cuando llegó a 22.04 en el intradía y para el 19 de enero, un día antes de que Donald Trump llegará a la Presidencia de Estados Unidos (EU), registró su máximo cierre histórico en 21.93 pesos por dólar (ppd).

Esos eran días en que el dólar también alcanzaba una inusual fortaleza, como lo reflejó el Índice Dólar de Bloomberg (conocido por las siglas BBDXY, el cual refleja fortaleza del dólar conforme sube dicho índice) que alcanzó su máximo histórico de 1,280.78 puntos el 3 de enero de este año, ante el optimismo que Trump generaba al ser visto como un presidente que haría crecer fuertemente a su economía por sus políticas pro crecimiento, las cuales descansaban en una agresiva reforma fiscal que daría los recursos suficientes para tener el más elevado gasto en infraestructura de muchas décadas en EU. La fortaleza del dólar aunada a los temores de si Trump dinamitaría al TLCAN (Tratado de Libre Comercio de America del Norte) fueron las causas que llevaron a nuestro tipo de cambio a los máximos aludidos.

Sin embargo, las crisis internas que constantemente se viven en EU, generadas mayormente por la falta de pericia política de Trump, han resultado en la pérdida de apoyo, tanto de varios Senadores y Congresistas Republicanos, como de una buena parte del empresariado norteamericano que inicialmente lo apoyó. Por ello, Trump no ha podido pasar ninguna de las iniciativas de ley que ha mandado a su Congreso, por lo que sus iniciativas pro crecimiento económico se encuentran en vilo, lo que ha resultado en un constante debilitamiento del dólar conforme los mercados se han dado cuenta que Trump no traerá el crecimiento económico que se esperaba a inicios de este año.

Para el 8 de septiembre, el dólar llegó a perder más del 10% de su fortaleza respecto al inicio del año, como constató el Índice BBDXY que ese día tocó los 1,132 puntos. Esta debilidad del dólar, acompañado de un periodo donde bajaron los temores del desmantelamiento del TLCAN, además de que el diferencial de tasas entre México y EU favoreció al peso, provocó una fuerte apreciación de nuestro t.c. llevándolo a mínimos del año, del 17.45 el 19 de julio, dentro de un lapso de 10 semanas en que el t.c. osciló mayormente entre los 17.50s a los 17.90s.

Pero las tensiones de la renegociación del TLCAN devaluaron a nuestro t.c. más de un peso entre finales de septiembre y mediados de octubre de este año, alcanzando los 19s.

¿Pudiera el peso devaluarse hasta los 20 pesos en lo que resta del año? Por supuesto que sí, pero la probabilidad no es tan alta como pareciera. En el Comité Técnico Nacional de Tesorería del IMEF consideramos que hay dos fuerzas o vectores que se suman para dar como resultado el valor diario en nuestro t.c.

Por un lado está lo que fortalece o debilita al peso y, por el otro, lo que fortalece o debilita al dólar. Si Trump insiste en “negociar” puntos inaceptables para México dentro del TLCAN, al grado de que México decidiera salirse del mismo, o si Trump al final de las negociaciones decidiera salirse de él, es indudable que el peso se debilitará, pero también lo haría el dólar, pues ello implicaría un fracaso para EU por los empleos y actividad económica que perderían como resultado de ello. Esto mismo impactaría negativamente al dólar contra divisas como el Euro, el Yen y la Libra Esterlina entre otras, lo que haría que el Índice BBDXY bajara de valor, lo que haría más difícil que el peso tocará los $20 pesos por dólar.

A Trump no le conviene internamente tener otro fracaso económico más, pues ya acumula varios en los pocos meses que lleva su administración, lo que hace poco probable que él quiera realmente salirse del mismo. Sus fuertes declaraciones en contra de México y del TLCAN son medidas de presión para “negociar” una mejor posición para EU dentro del tratado, nada más. Entender ésto, bajará la presión de que el peso continué devaluándose mucho más allá de 19 o 19.50 pesos por dólar.

Además, el que hoy el dólar no tenga la fortaleza que tuvo en enero pasado (actualmente el Índice BBDXY está en torno a los 1165 puntos y es poco probable que llegue a los 1,200 puntos antes de concluir el año) también dificulta, sin que ello sea imposible, que lleguemos a los 20 ppd.

En el Comité Técnico Nacional de Tesorería del IMEF tratamos temas como éste, que influyen sin duda en las tesorerías de las empresas y en las tomas de decisiones. Nuestra visión es que las tesorerías de las empresas operen con alta eficiencia y productividad para coadyuvar a su crecimiento y apoyar el desarrollo del país. Acércate al IMEF.

*Presidente del Comité Técnico Nacional de Tesorería del IMEF.

Correo: eduardo.garza.castillon@gmail.com

También te puede interesar:
Invertir para transformar
La importancia de invertir
Guía de superviviencia para Pymes 2017-2018

Sign up for free