Opinión

¿Qué nos preocupa?

 
1
 

 

méxico

El abultado conjunto de eventos y sucesos a escala tanto local como internacional hace difícil diferenciar qué es realmente lo que más nos preocupa a nivel local y cuál es su verdadero alcance. En esta ocasión reflexiono sobre algunas de estas preocupaciones y su alcance potencial, sobre todo desde el punto de vista de los mercados financieros.

Tomando como punto de partida la Encuesta sobre Expectativas de los Especialistas en Economía levantada por Banxico (agosto 2017), subrayo las cinco principales fuentes de preocupación de los analistas (mayor porcentaje de respuestas). En orden de importancia: problemas de inseguridad pública, incertidumbre política interna, plataforma de producción petrolera, presiones inflacionarias en el país e inestabilidad política internacional. Sin embargo, estos factores se refieren a aquellos que podrían obstaculizar el crecimiento económico y no tanto tener afectación financiera.

En tanto, desde mi punto de vista, hay al menos tres rubros relevantes para los mercados. Siguiendo la misma clasificación de la encuesta de Banxico, yo ubicaría las presiones inflacionarias en primer lugar, seguido de la incertidumbre política interna y la inestabilidad política internacional. En particular, yo traduciría dichos rubros en tres eventos específicos.

Primero, sin duda el comportamiento reciente de la inflación y sobre todo sus perspectivas de corto y mediano plazos son trascendentales para los participantes en los mercados. En específico, los participantes en el mercado de renta fija a nivel local se encontrarían enfocados en la probabilidad de que la inflación exhiba una marcada tendencia descendente tal que otorgue espacio en los siguientes meses al Banco Central local de reducir las tasas de interés. En la medida que dicho escenario pudiera materializarse, los plazos más cortos de la curva de rendimientos podrían ser atractivos.

En este rubro, y a juzgar por el comportamiento de la inversión extranjera en el mercado de renta fija en lo que va del año, la demanda por activos de corto plazo podría sugerir que el escenario relevante es precisamente aquel que descuenta recortes en la tasa de referencia de política monetaria en los meses siguientes. De hecho, la expectativa implícita en los mercados parecería sugerir que ya se anticipan recortes por casi 80 puntos base entre diciembre de este año y el cierre del próximo.

Segundo, el proceso electoral que nos aguarda en 2018 podría ser también un factor clave. Si bien es difícil identificar si los activos financieros ya incorporan cierto premio o prima de incertidumbre política a nivel local, resulta relevante recordar que la significativa reacción de mercado tras las elecciones estatales de este año nos sugiere que el factor es relevante para los mercados. Más aún, nuestro propio Banco Central ha continuado señalando la incertidumbre asociada a la elección presidencial como un factor que podría contribuir a un posible episodio de repunte en volatilidad financiera en los siguientes meses.

Con el fin de evaluar el alcance de dicho factor como catalizador de reacciones de mercado, nuestra primera escala será sin duda las fechas de definición de alianzas y candidatos.

Tercero, en el ámbito internacional yo señalaría la relevancia de la incertidumbre ante las posibles medidas de política por parte de la administración de Estados Unidos (EU) con posible afectación directa o indirecta en México. Tal incertidumbre ya ha probado ser relevante entre los meses de noviembre y enero pasados cuando los activos financieros locales exhibieron un marcado repunte en primas de riesgo. Como ejemplos particulares puedo mencionar el actual proceso de renegociación del TLC y la posible reforma fiscal en EU.

En ambos casos, los riesgos asociados ya no parecen ser tan extremos como se juzgaban hace unos meses; sin embargo, continúan siendo factores dignos de seguimiento dado su probado efecto de mercado. De hecho, la renegociación del TLC también ha sido subrayada por Banxico como otro elemento de posible riesgo.

A manera de comentario final, ha resultado interesante el no observar una reacción significativa de los mercados financieros internacionales frente riesgos geopolíticos tales como la tensión internacional promovida por los ensayos nucleares de Corea del Norte; la tesis más popular redunda sobre lo 'impensable' que resultaría la materialización de tal tipo de riesgos. Interesante.

Twitter: @joelvirgen

También te puede interesar:
Consumo, por desacelerarse
​¿Están los mercados 'internalizando' perfección?
¿Es el fin del pesimismo en actividad económica?