Opinión

Pymes-IMSS, una relación que se tensa

Es importante comenzar reconociendo el importante papel que cumple el IMSS en la salud de millones de familias y mexicanos, y la calidad que tienen sus profesionales, médicos y enfermeras, sobre todo en el terreno de la medicina especializada. No obstante, el Seguro Social vive lamentablemente sus momentos financieros más difíciles a los que urge encontrar solución inmediata dada la gravedad de los números básicos de la institución.

En ese contexto puede entenderse las recientes búsquedas del Instituto por encontrar mejores ingresos o al menos así pueden interpretarse situaciones que vienen presentándose entre pequeñas y medianas empresas que tienen registrados trabajadores ante el Seguro Social.

De algunas semanas a la fecha son más y más las empresas que han recibido una “invitación” para entregar a la institución la información que permita confirmar que la empresa se dedica a lo que se dedica y no a actividades que pudieran eventualmente aumentar el riesgo laboral de su plantilla inscrita ante el IMSS.

Los especialistas aseguran que esta “invitación” lleva implícita en su cuerpo de redacción la solicitud de la información necesaria para comprobar que la empresa se dedica a lo que se tiene registrado como razón productiva, que no haya modificado esa función y con ello sus trabajadores cambiado su riesgo de trabajo, moviendo la prima que el patrón tiene que pagar ante el IMSS.

Las “invitaciones”, generalmente turnadas por las jefaturas de Afiliación, alertan a la empresa que es importante que se regularice la situación de esa compañía de acuerdo a los reglamentos, ta, ta, ta…

Se incluye que el Instituto ha detectado, en función de la base de datos con que se cuenta, que la actividad de la empresa no coincide con lo que se tiene originalmente registrado y que en función de ello la Clase en la que está enlistada debiera cambiar a una distinta.

Para las empresas poco familiarizadas con las estrategias del IMSS esto suena, sin que sea de esa manera, una especie de requerimiento o de auditoría, y suelen concederle al oficio, debidamente registrado con su número único, dimensiones que no tiene.

El asunto es delicado para muchas empresas porque se ha notado en estos oficios, señalan las fuentes de Universo Pyme que por lo regular se cambia la Clase en la que está inscrita la empresa ante el IMSS y con ello las primas sobre riegos de trabajo, y no necesariamente para beneficio de la empresa.

Así, es posible que una empresa que venía pagando una prima de riesgo de trabajo por empleado de 0.54355 por ciento en la Clase Uno pudiera pasar, según el oficio que le llega a la empresa, a Clase Dos que cuenta ya con una prima de riesgo de trabajo de 1.13065 por ciento. Note la diferencia.

En un caso hipotético de que el oficio juzgara que la empresa está inscrita bajo la Clase Uno que tiene la prima en 0.54355 por ciento como anotamos antes y la pasaran a la Clase Cinco con una prima de 7.58875 por ciento, con debido respeto no es “lo mismo” que “lo mesmo”.

Sin duda tendría que considerarse otra opción. Una que marque que las empresas están inscritas bajo una Clase que no les corresponden con la sola intención de bajar el pago de su prima por riesgos de trabajo y que el IMSS esté buscando precisamente corregir esta realidad que juega en contra de sus intereses financieros, algo que indudablemente ha de pasar. No faltan las empresas tramposas que vienen agravando con su postura las finanzas del IMSS.

En todo caso los abogados especialistas en la materia de seguridad social apuntan que lo que la empresa tiene que hacer es contestar de manera simple el oficio que le pudiese haber llegado del IMSS y detallar las razones por las cuales usted estima que su Clase corresponde a la que es y no a la que , pudiera ser el caso, le cambia el área de afiliación o cobranza del Instituto.

Si las cosas apuntan a ser más delicadas, pues consulte con un especialista. No le haga trampa al IMSS, pero si su presumible cambio de Clase no corresponde a la realidad, tampoco tiene caso que usted no defienda los intereses de su Pyme. Recuerde que ese oficio no tiene alcances de requerimiento y mucho menos de auditoría.

Por lo demás, ya se acerca el momento de una crisis en el IMSS que demande de acciones radicales para que pueda seguir cumpliendo las importantes tareas que representa para muchos mexicanos, sobre todo de escasos recursos.

Correo: direccion@universopyme.com.mx