Opinión

¿Por qué no pagó Radio Centro?

 
1
 

 

Grupo Radio Centro (Eladio Ortiz)

El viernes a las 18 horas, Grupo Radio Centro informó a la Bolsa Mexicana de Valores que no haría el pago por la cadena nacional de televisión abierta cuyo plazo vencía en esa fecha. Poco más tarde, el IFT señaló que se iba a ejecutar la garantía de 415 millones de pesos que se depositó el 20 de noviembre por parte de Radio Centro.

La falta de recursos de GRC se hizo manifiesta desde noviembre. Para poder hacer el depósito de la garantía de seriedad obtuvo un préstamo de Pinfra, el que fue liquidado pocos meses después.

En 2014 Grupo Radio Centro generó un EBIDTA de 335 millones de pesos y una utilidad neta de 85 millones. Era visible para cualquiera que viera las cifras que la operación de la empresa no iba a permitir pagar ni siquiera el valor mínimo de 830 millones de pesos que fijó el IFT, por lo que su oferta –cualquiera que hubiera sido el monto– tendría que haber sido una operación financiada o bien con recursos de otros socios.

La empresa, además, emitió deudas en la Bolsa. El 20 de octubre colocó 635 millones de pesos en Certificados Bursátiles y el 12 de noviembre (ocho días antes de entregar la garantía de seriedad al IFT) por otros 465 millones. De acuerdo a lo informado a la Bolsa esos recursos no fueron para el proyecto de TV sino para liquidar un préstamo que su filial en Estados Unidos denominada “93.9 Holdings Co.” tenía con Credit Suisse. Esta filial opera la estación KXOS-FM en Los Ángeles.

La deuda vigente por mil 100 millones de pesos está a TIIE más tres (6.80 por ciento en este momento). Los intereses de esta deuda implican un pago de cerca de 19 millones de pesos trimestrales. Las amortizaciones serán de 55 millones el próximo año e irán creciendo hasta ser de 440 millones en 2019.

Aunque siempre se habló de socios, Radio Centro nunca reveló los nombres y todo indica que no los tenía, al menos del tamaño como para aportar recursos para financiar el pago de la concesión.

¿Pudo haber conseguido financiamiento? Sí, pero en cualquier caso hubiera sido insuficiente. El capital contable de la empresa era de mil 479 millones de pesos al cierre de 2014. Suponiendo que alguna entidad financiera hubiera aceptado financiarla, los recursos obtenidos hubieran sido de poco más de 700 millones pues usualmente se requiere una relación de dos a uno entre los activos que garantizan el préstamo y el monto de éste.

Se hizo evidente la falta de recursos del Grupo cuando su presidente, Francisco Aguirre, se acercó a principios de marzo a Nafin, en busca de apoyo financiero, el que no obtuvo.

¿Había evidencias suficientes para que el IFT viera con muchas reservas a este jugador antes de entregarle su constancia de participación el 5 de marzo? Sin duda, sobre todo cuando se conoce la historia empresarial de su presidente y principal accionista.

Por cierto, todo indica que el IFT ensanchará sus recursos de este año al quedarse, de acuerdo a lo que marca la Ley de Derechos, con 35 por ciento de la garantía ejecutada a Radio Centro, lo que equivale a 145 millones de pesos, con lo que ya habrá resarcido los 85 millones del recorte presupuestal y habrá obtenido 60 millones más.

Twitter@E_Q_

También te puede interesar:
Las lecciones del caso Korenfeld
No hay duda: el consumo va para arriba
Ver para creer