Opinión

Oleada de rutas aéreas
de EU a México

 
1
 

 

American Airlines

Una de las empresas que con mayor oportunidad está por aprovechar el nuevo acuerdo bilateral de transporte aéreo entre México y Estados Unidos (que elimina restricciones al número de frecuencias y a la capacidad de los aviones) es American Airlines. Esta línea
—plenamente fusionada con US Airways desde 2015— está abriendo rutas constantemente hacia nuestro país, y actualmente evalúa la apertura de nuevas frecuencias desde ciudades como Mérida, Monterrey y algunos puntos de Sinaloa.

Pero American Airlines no es la única. El viernes el portal Info-Transportes reveló que Southwest Airlines “está preparada para ampliar sus destinos desde Los Ángeles a Cancún, Los Cabos y Puerto Vallarta, con lo cual se incentivará el viaje de 500 mil nuevos visitantes a nuestro país”. Asimismo, el CEO del aeropuerto de Dallas declaró en un evento con Interjet hace pocas semanas que “conforme los viajes hacia México continúan floreciendo y representan 40 por ciento de los vuelos internacionales de pasajeros al Aeropuerto Internacional de Dallas Fort Worth, crece la necesidad de proveer horarios flexibles y opciones de precio variadas”.

El acuerdo bilateral entre México y EU está rindiendo frutos. La histórica saturación del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México obliga prácticamente cada mes a realizar adecuaciones para incorporar esta realidad. De hecho, el viernes finalmente se logró reinaugurar la famosa sala 75 de la terminal 2, que ahora podrá dar servicio a dos mil pasajeros cada hora y que permitió la instalación de 12 módulos de atención en nueve mil metros cuadrados que fueron acondicionados con 10 salas de última espera. Quienes vivimos el calvario de la remodelación de esta sala —que típicamente se usaba para vuelos pequeños— podremos respirar un poco más de oxígeno, al menos mientras pasan los años hasta que tengamos el nuevo aeropuerto. Asimismo, el viernes también se puso en marcha un moderno radar metereológico y un nuevo servicio de monitoreo de helicópteros.

El secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, dijo en el evento —refrendando la prioridad que tiene el gobierno para que avancen las obras del nuevo aeropuerto— que el actual aeropuerto opera al “límite de su capacidad, con 425 mil operaciones por año, una por minuto, atendiendo a cerca de 35 millones de pasajeros anualmente”.

La oleada de vuelos que vendrán de EU con el acuerdo bilateral obliga a tener una estrategia finamente diseñada para cada aeropuerto del país, no nada más para el de la capital. Afortunadamente parece ser que incluso aunque estemos operando en el límite de la infraestructura actual, el futuro es promisorio para la industria de transporte aéreo.

Twitter: @SOYCarlosMota

Correo: motacarlos100@gmail.com

También te puede interesar:
El dato de Huawei y la alerta del WEF y de Navarrete
Cinco preguntas a Bosco, el de las papas
Cinco temas urgentes para Europa y México