Opinión

Narro

    
1
   

    

. José Narro, titular de Salud, ayer, en Toluca.

En el extraordinario libro de perfiles rumbo a la presidencia Los suspirantes 2018, coordinado por Jorge Zepeda Patterson, se dedica un capítulo a la figura del actual secretario de Salud, José Narro Robles. La encargada de examinar este personaje es la periodista Rita Varela, y lo titula acertadamente: 'El priista que no lo parece'. Camuflado por su labor en el área educativa, por sus reconocimientos académicos y por estar 'alejado' de la grilla (más adelante explicaré por qué el entrecomillado), José Narro parece todo menos un político, y dentro de esta fauna parece todo menos priista.

Pero no, el exrector de la UNAM es orgulloso tricolor. Así lo escribe Varela: “Narro, sin embargo, se ha abierto de capa, y ahora no duda en presumir su orgullo por el PRI, e incluso mencionar a Emilio Gamboa Patrón, actual líder la bancada priista en el Senado de la República y su jefe en el IMSS a inicios de los noventa, como el hombre que 'generosamente' lo ha ayudado en su desarrollo profesional.

“Cuando digo mi partido, lo digo con un enorme orgullo, cuando uno está en una universidad pública y en una universidad como la UNAM, uno tiene que ser muy cuidadoso, y yo traté de serlo. Ser sensible, permitir las expresiones plurales, pero uno tiene derecho a tener sus credos, sus creencias, sus orientaciones y sus militancias políticas, y yo nunca, nunca he renunciado a mi militancia como miembro del Partido Revolucionario Institucional”, presumió Narro en un evento en Ixtapan de la Sal, hace algunos meses.

Ayer tuvimos la oportunidad de entrevistarlo en Así las Cosas de W Radio, y a pesar de los cuestionamientos sobre el incumplimiento de las expectativas que muchos tuvieron con el 'nuevo PRI', defendió otra vez a capa y espada al partido en el poder.

¿En serio cree que el PRI podría ganar en 2018, aun con la percepción que hay de él, aun con la constante vinculación que hacemos del tricolor con la corrupción que tanto daña a este país? José Narro cree que sí.

“El PRI ha mostrado a lo largo de su historia una enorme capacidad de flexibilidad, de recomposición, ha sabido aceptar las derrotas y ha sabido recomponer el camino para tener nuevas victorias. Yo creo, y lo digo sinceramente, que las cuentas que se van a entregar de parte de este gobierno van a ser buenas cuentas; yo soy de los que piensan que las reformas que se hicieron, algunas de ellas polémicas, sin duda alguna, pero van a formar parte del gran activo de este país para seguir caminando hacia adelante.

“Yo creo que se van a entregar buenas cuentas y si se hace lo que se tiene que hacer, si el partido tiene un buen trabajo en los próximos meses, la posibilidad de que el PRI gane está presente”, responde con una convicción del militante que ha esperado paciente durante décadas la posibilidad de destacar en una clase política acostumbrada al dedazo.

Uno de los cuatro hombres que más posibilidades parece tener para lograr la gracia priista de la candidatura presidencial, es un hombre que no improvisa, que contesta con cálculo y que en cada palabra revela a esa fauna que prefiere concentrarse en lo que cree que son aciertos, en lugar de considerar que podrían haber fallado.

¿De qué cuentas habla Narro Robles que tan orgullosamente está de entregarle a los mexicanos? ¿De los miles de desaparecidos que dolorosamente se acumulan mes con mes y que suman ya más de 30 mil? ¿Del incremento de índices delictivos que revelan una sociedad violenta? ¿De la pobreza que deja de ser extrema para ser 'sólo pobreza'? ¿De las mujeres que ya no se sienten seguras en el país del que conforman más de 50 por ciento?

¿Se referirá a las cuentas de los funcionarios señalados por corrupción y que no han sido sancionados? ¿De las reservas naturales que han sido vendidas o explotadas por esos 'flexibles priistas', que se adaptan a los nuevos tiempos, como el exgobernador Borge?

Y, sin embargo, sí, la posibilidad de que no hayamos aprendido la lección y el PRI pueda volver a ganar está presente. A Narro se lo dijo un pajarito.

Twitter: @jrisco

También te puede interesar:
Ni una más
Los seres humanos que fuimos
Enceguecidos