Opinión

Maquiavelo hoy 

 
1
 

 

Maquivelo. (https://factoriahistorica.wordpress.com/2011/04/29/nicolas-de-maquiavelo/)

Hace 548 años, un 3 de mayo nace en un pequeño pueblo cerca de Florencia, Italia, un inmortal. Filósofo político, escritor y funcionario cuyas obras se constituyen en un patrimonio que vincula el arte, el poder y la política: Nicolás Maquiavelo.

Un genio que escribe la obra El Príncipe y Los Discursos sobre la primera década de Tito Livio, Historia de Florencia, Informes de sus Delegaciones como embajador, y obras de teatro como La Mandrágora, entre otras. Su legado sigue vigente.

Hoy como en esa época del Renacimiento, la ira, la amenaza externa, las traiciones, la confrontación, los grupos de poder y la incertidumbre prevalecen. Maquiavelo con base en las 'cosas pasadas' observa que hay formas de comportamiento humano similares, y que las 'leyes' para la conquista o para mantener el poder son las mismas y en sus escritos dice cómo se ejerce el poder o cómo debe de ejercerse para conservarlo. Fuera de toda influencia moral, separa la política y al hacer abstracción de ello va configurando el nacimiento de una ciencia: la ciencia política.

El reto de Maquiavelo es la condición política en sí misma, en el contexto actual, esperamos que emerja un espíritu cívico que defienda nuestras propias conquistas, quienes dirigen a nuestro país al parecer se les acabó la fortuna y la carencia de virtudes está expuesta, urgen destrezas, sabiduría e ingenio y sólo encontramos la corrupción y la ambición.

Se han olvidado de las máximas de Maquiavelo, que señala que debe evitarse ser despreciado y odiado “no hay fortaleza o muralla que pueda contener el odio”, ya que “los hombres hacen daño, por miedo o por odio”. No se han empeñado los príncipes “por todos los medios a tener satisfecho al pueblo… cumplir con su deber y evitar privar de sus bienes, y especialmente de su honra a sus súbditos”.

Hoy no encontramos Príncipes a la altura de las circunstancias y merecen ser derrotados. Se respira, igual que en el Renacimiento, la necesidad de una renovación política y en el aniversario de Maquiavelo debemos volver a los principios políticos que vislumbra en un tiempo de cambios, sí, la política es hoy y era ayer el mejor instrumento, y es “para hombres pragmáticos, valientes, cultos, astutos y virtuosos”.

La democracia hoy nos otorga a los ciudadanos el poder de decidir quién es nuestro Príncipe, no las armas. La ley, bajo la cual actúa el hombre, establece los límites a la razón de Estado y de los grupos en el poder, pero nos quedamos pasmados ante Príncipes sin fortuna ni virtud. Los ciudadanos y las instituciones que hemos formado no son suficientemente maduras para derrocar al príncipe tirano, a aquel que ni tiene ni aparenta tener virtud y además ha perdido la fortuna.

Los Príncipes y las clases políticas deben leer a Maquiavelo para entender por qué de la crisis de representación, de los partidos tradicionales y de la corrupción y del populismo de ahora.

Maquiavelo afirma que es posible volver a empezar... “si el armazón de la obra tiene termitas, es mejor deshacerse de éste y comenzar con otra madera nueva, que, aunque inicialmente sea de peor calidad, esté sin contaminar.” Pero ¿cómo?

Hoy, ante ideologías en crisis, globalización con claroscuros, sistemas políticos caducos, lo público amenazado por el populismo y también una ciudadanía débil, sin duda es momento de volver a empezar, a exigir ética pública, eliminar la corrupción y la impunidad, luchar por abatir la pobreza, la desigualdad, la violencia, la ruptura del Estado de derecho.

La venganza y la ira se han apoderado de nuestros pueblos, estamos con ello armando a un ejército mercenario que se vuelve contra sí mismo.

Twitter: @SamuelAguilarS

También te puede interesar:
¿El voto de la venganza?
¿De qué se nutre el populismo?
¿Se puede poner peor?