Opinión

La amenaza rusa
en México
(segunda llamada)

 
1
 

 

Putin

No hemos terminado de entender la agresiva política rusa contra la democracia en Occidente. La nostalgia de Putin por el imperio estalinista es uno de los factores que explican que Rusia haya adoptado la desestabilización de las democracias como una política de Estado.

El INE detectó recientemente que desde computadoras en San Petersburgo se realiza el mayor número de accesos al sitio www.votoextranjero.mx (un nuevo portal desde el cual será posible votar en la elección presidencial desde fuera de México) y, en paralelo, el portal Rusia Today –con muy fuerte presencia en redes sociales– continúa su labor de propaganda.

Rusia ha intervenido, en diferentes formas, en las elecciones de Estados Unidos, en la votación del Brexit, en el referéndum italiano, en Alemania, Ucrania, Austria, Francia, Finlandia, los Países Bajos (donde tuvieron que contar los votos a mano) y, de manera más reciente, en el referéndum catalán: “Hackers rusos ayudan a tener activa la web del referéndum” (El País, 28/9/17).

En EL FINANCIERO alertamos de esta posibilidad: “La amenaza rusa en México” (3/4/17). Una gran cantidad de lectores, sobre todo de izquierda, creyeron exagerada esta advertencia. Hoy ya es una realidad y estamos haciendo poco para enfrentarla o detenerla.

Javier Tejado Dondé, en las páginas de El Universal (24/10/17), señala que “fuentes consultadas en el INE no están preocupadas por el programa de voto desde el extranjero” porque se hará una auditoría. “Lo que sí les preocupa es que se pueda alterar, la noche de la elección, la página del PREP o la que lleva los cómputos distritales. Concluye Tejado Dondé: “Afectar estas páginas sí pondría en duda y hasta en riesgo el resultado de la elección de 2018”.

Estados Unidos –con sistemas de seguridad cibernética y de inteligencia mucho más desarrollados que los nuestros– no pudo prevenir el asalto y hoy mismo está en curso una investigación del FBI sobre el grado de participación rusa en la elección de Trump.

Para alterar el resultado de las elecciones en Occidente, el gobierno ruso ha desplegado una gran variedad de acciones, entre otras: robo de información, propaganda por televisión, Twitter y Facebook; alteración de padrones electorales, creación y diseminación viral de noticias falsas, ataques a servidores, creación de trending topics, clonación de sitios. “Tenemos –afirma Tejado Dondé– señales de que desde fuera se prepara una campaña para desestabilizar el proceso electoral”.

Sumidos como estamos en la inseguridad no podemos darnos el lujo irresponsable de continuar con fiscalías acéfalas. La Fepade debería estar investigando ya la propaganda que realiza el gobierno ruso a través de su agencia noticiosa Rusia Today. Opera en dos sentidos: por un lado, todas las notas sobre México son negativas y muy especialmente las que tienen que ver con el gobierno mexicano.

Algunos encabezados: “Gobierno de México, el cínico que juzga a Venezuela por órdenes de Estados Unidos”. “Este es el ciclo mediante el cual OHL financia al partido de Peña Nieto”. Por otro lado, presenta como la única opción alternativa a Morena y a López Obrador para la elección de 2018.

Rusia Today transmite en México desde septiembre de 2016. Cuenta con un canal de televisión (en izzi) y con una muy fuerte presencia en las redes sociales. El cometido de esta agencia es prestarle voz a “la insurrección” a través de su “hombre en México”, John Ackerman.

El pasado 3 de octubre el gobierno de Estados Unidos, mediante su Departamento de Justicia, exigió a Rusia Today y a Sputnik (otro de los medios de propaganda del gobierno ruso) que se registren, no como medios de comunicación, sino como agentes extranjeros. Hace unos días, el 26 de octubre, Twitter anunció su decisión de cancelar los contratos de publicidad de Rusia Today y Sputnik en su sitio con base en una investigación propia y a la conclusión de la comunidad de inteligencia de Estados Unidos, sobre los intentos de esos medios para influir en las elecciones norteamericanas de 2016. “No tomamos esta decisión a la ligera”, dice el comunicado de Twitter.

En México, por el contrario, sí estamos tomando todo esto muy a la ligera.

Rusia Today no es una agencia noticiosa: forma parte de una estrategia de propaganda del gobierno ruso que, hasta el momento, se concentra en el hackeo de una página electoral y en la activa propaganda en redes de su agencia de noticias. Probablemente vengan más.

Tendemos a subvaluarnos de una manera atroz. ¿Por qué los rusos tendrían interés en intervenir en los procesos electorales mexicanos? Por la misma razón que intervinieron en Cataluña y en Holanda. Olvidamos que el PIB ruso y el de México son casi equivalentes. El fin de la intervención rusa, en México y en otros países, es el apoyo a candidaturas que apuestan por el populismo autoritario, el modelo político que impera en Rusia. Ya están en México y actuarán en favor de Andrés Manuel López Obrador. Esta es la segunda llamada. Segunda.

Twitter: @Fernandogr

También te puede interesar:
Margarita, la guerra y el pacto
Un puente sobre el abismo
El temblor que rescató al PRI