Opinión

Expertos

 
1
 

 

GIEI.

Gil tiene miedo de escribir sobre el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes pues no sabe si se trata de un grupo de fanfarrones o si representa a un conjunto vacío que ha cobrado dos millones de dólares por decir nada, o si se trata de seis personas que traen la verdad entre sus manos, o si como ellos dicen “hipotetizan” con habilidad de sofistas griegos.

Gamés vio con calma y sin demasiados prejuicios la exposición de los expertos, en especial la perorata de Francisco Cox. El señor Cox habla muy mal, se equivoca a cada párrafo y es muy difícil seguirlo.

Novedades del informe: ninguna. Por algo Ciro le dijo que el tamaño del informe no corresponde a las conclusiones del mismo. Recuerden: cuando Gil está de acuerdo, le llama Ciro a este líder de opinión; en cambio, si está en desacuerdo le dice simplemente Gómez Leyva. Pues Ciro ha charlado con dos de los seis próceres de la verdad y ellos no dicen nada de nada. O sí: Cox afirma que no hay que apresurarse, que en Chile hay casos que llevan cuarenta años de investigación.

Bueno, cuarenta años daría como resultado una cantidad estrafalaria de dólares. ¿Y por qué es usted tan rico? Porque investigo desde hace tiempo la desaparición de unos muchachos normalistas de Ayotzinapa.

Fue así como me compré esta pequeña isla del Pacífico. Abuelo, ¿qué es Ayotzinapa? Ah, pequeño, hablas de una escuela de altísimo rendimiento que existía cuando desapareció el estado de Guerrero, un territorio precioso gobernado por un partido de izquierda. Era tan bonito Guerrero, pequeño, había una bahía llamada Acapulco, pero desapareció.

EL DEBIDO PROCESO
Todo el expediente de la PGR se tambalea por el debido proceso, por la recreación un día después de los hallazgos de los restos encontrados en una bolsa y que constan en el expediente. Ni qué decir. Que se libere a los asesinos confesos. A partir de este momento la retención de esas personas será ilegal. Todo es indebido. A la reja con todo y sus muertos, y sus torturados y sus asesinados, y sus pozoleados, y sus mutilados y sus secuestrados. Todos los Guerreros Unidos a la calle, pues el debido proceso es indebido. Correcto. Ajá: todo debe ser impecable, aseado, limpísimo, como el procedimiento del GIEI. Es que de veras. ¿Estamos locos?

LA LUPA LOCA
Mientras revisamos el debido proceso con la lupa de nuestros prestigios, el Grupo de Expertos no ha dado una sola conclusión que pueda ayudar a aclarar la desaparición de los normalistas. Y no se muerden la lengua, los expertos afirman que los jóvenes no han muerto sino que están desaparecidos. Caracho: ¿cómo se le llama a este debido proceso de simulación y maldad? Los jóvenes están muertos, en condiciones si se quiere aun confusas, pero el señor Cox dice que no, que hay una probabilidad de que aparezcan con vida. ¿No es un poco demasiado?

El Grupo de Expertos regresa a su casa. Gasta luego. Nos ha costado dos millones de dólares. Sus conclusiones indican que ni un solo cuerpo fue quemado en el basurero de Cocula y que el informe de los expertos en fuego es pobre e impresentable. Es decir, el caso no tiene solución o respuesta.

La PGR ha mentido, los peritos han mentido, los asesinos confesos han mentido y el debido proceso debería ponerlos en libertad absoluta para que estén en condiciones de desaparecer a otros 43 cuando les dé su regalada gana. Gil pregunta: ¿vamos a defender criminales? ¿No tendremos mejores causas éticas aunque no tan perfectamente jurídicas? Qué pobreza. Un lamento hizo añicos el silencio del amplísimo estudio: ay, mis hijoos jurisconsultos.

La frase de Felipe González espetó en el ático de las frases célebres:
Al gobernar aprendí a pasar de la ética de los principios a la ética de las responsabilidades.

Gil s’en va.

Twitter: @GilGamesX

También te puede interesar:
Honor con humor se paga
Mal Paso
Shakespeare, 400 años