Opinión

Reunión de Banxico: expectativas sobre cuatro puntos clave

1
 

 

 [Bloomberg] EN PORTADA: Banxico reporta máximo histórico de 163,515 mdd al cierre de diciembre.

Se aproxima la primera de ocho reuniones de política monetaria calendarizadas para este año por parte de Banco de México. Por primera vez, la decisión será dada a conocer el jueves al medio día y no los viernes por la mañana. El Banco Central arribará a esta reunión frente a un contexto ligeramente distinto al evaluado el pasado diciembre. Aquí presento cuatro puntos clave que creo formaran parte del comunicado.

Primero, en el ámbito externo, creo muy factible que se reitere la visión de un dinámica económica débil a nivel global y la presencia de riesgos deflacionarios en algunas plazas desarrolladas, en específico en Europa. En contraste, posiblemente se destaque el robusto avance de la economía estadounidense.

Un ingrediente infaltable posiblemente será la reciente extensión del esfuerzo cuantitativo por parte del Banco Central Europeo, claro ejemplo del entorno de divergencias en las posturas de política monetaria en el mundo desarrollado.

Segundo, a nivel local, es posible que se destaque que la recuperación económica local ha continuado, de la mano de una robusta demanda externa. No obstante, creo que la referencia a que prevalecen condiciones de holgura en la economía nos seguirá acompañando por varios meses más.

En este sentido, será interesante el conocer la evaluación del balance de riesgos sobre el crecimiento que posiblemente explicite el Banco Central. Sobre todo tomando en cuenta que en su comunicado de diciembre se reconoció un deterioro y que la expectativa del consenso (Encuesta Banamex) para el crecimiento de 2015 ya se ha recortado ligeramente de 3.4 a 3.3 por ciento en lo poco que va del año.

Tercero, en lo referente a la inflación, es muy probable que se subraye el reciente desplome de la inflación anual, producto de varios factores que ya adelantaba el Banco Central desde el año pasado. De nuevo, se vuelve muy relevante la evaluación que Banxico haga del balance de riesgos sobre la inflación, al recordar que todavía en diciembre se reconocía un deterioro. De hecho, creo que se podría hasta explicitar que ha mejorado.

Cuarto, en lo referente al comportamiento reciente de los mercados financieros, el tono podría mostrar cierta relajación respecto a diciembre. Lo anterior en reconocimiento a la recuperación que las monedas emergentes en general, y el peso mexicano en particular, han mostrado frente al dólar desde mediados de diciembre a la fecha. En tal referencia será clave el confirmar si los movimientos del peso mexicano han continuado presentando una naturaleza ordenada –lo cual parece ser el caso.

Creo que todo lo anterior sería el marco para que Banxico opte por mantener la tasa de fondeo sin cambios en su actual nivel de 3.0 por ciento (mínimo histórico), en línea con el consenso de analistas.

Hacia adelante, creo que el tono de Banxico podría ir adoptando de manera gradual ciertos elementos afines a la antesala de un ciclo de alzas en la tasa de política monetaria. No obstante, no creo que tal ciclo comience sino hasta este otoño, ligado a los ajustes de mercado ante la proximidad de la normalización de la Reserva Federal.

Twitter: @joelvirgen

También te puede interesar:
Tasas gubernamentales de largo plazo, próximas a subir
¿Hacia dónde va el peso? Quizás a ningún lado
Consideraciones macrofinancieras para 2015