Opinión

'Escuela de charlatanes estéticos'… ¿Y Chuayffet?

1
   

    

Validez de la SEP para a Escuela de Estudios Superiores de Veracruz

La vanidad de María Luisa la metió, a los 39 de edad, en un clínica de cirugía estética para corregir sus tenues patas de gallo, pero poco tiempo después no se reconoció ante el espejo: se parecía a Lin May. Fernanda, de 25, quiso un trasero grande y redondo, pero le sucedió lo que a la Guzmán: en el proceso casi le amputan una pierna porque le inyectaron un polímero nocivo. Martha, de 36, entró por unos labios voluminosos y sensuales, nada más que salió con la parte inferior del rostro como el que mostró al final de sus días la duquesa de Alba.

Las tres historias tienen algo en común: quienes las operaron en el DF son charlatanes egresados de la Escuela de Estudios Superiores en Medicina de Veracruz, donde se ofrecen maestrías por internet en dos años, la cual tuvo su auge en el gobierno de Fidel Herrera con reconocimiento de la SEP.

De modo que no servirán los esfuerzos de la Secretaría de Salud federal para abatir la problemática de las cirugías plásticas, estéticas y de reconstrucción en manos de impostores, riesgo que ha obligado, por primera vez, a la Presidencia de la República a enfrentar el tema con la advertencia de clausura de clínicas patito como recién hizo el vocero Eduardo Sánchez.

En este caso Emilio Chuayffet, secretario de Educación Pública, tampoco ha tomado su papel. “Es cierto que los estados tienen autonomía, pero el problema de salud en el país obliga a una coordinación nacional para erradicar, en verdad, el peligro”, me dijo ayer un funcionario de la Cofepris, organismo dependiente de la Secretaría de Salud, a tan sólo unas horas de clausurar seis clínicas patito.

Es que por un lado, la Cofepris clausura y por otro la Escuela de Estudios Superiores en Medicina de Veracruz, que ya tiene sedes alternas en Toluca, Sinaloa y Aguascalientes, produce falsos especialistas con papeles oficiales. Esta escuela en su página web muestra la validez de la SEP.

El gobierno de Baja California, sin embargo, negó tres veces el permiso para abrir instalaciones en Tijuana: su método incumple normas. Por eso los permisos concedidos en las entidades arriba referidas huelen a corrupción y todo apunta en que está en la Dirección General de Profesiones de la SEP.

La Asociación Mexicana de Cirujanos Plásticos que tomó los graves casos de María, Fernanda y Martha y más, después de que ellas se pusieron en manos de egresados de la escuela veracruzana, calcula unos seis mil cirujanos charlatanes. Cada vez en las colonias populares del país hay más víctimas de éstos.

Un cirujano plástico acreditado ante la Asociación debe tener carrera de medicina, hacer su residencia para la especialidad, posgrado en cirugía general, después examen de selección para cirugía estética y cursarla (son 12 años de estudio). La escuela de Veracruz da la maestría en dos años y no es necesario ser médico.

¿Qué espera Chuayffet? Que por el teléfono rojo llame el presidente Peña y le diga lo que debe hacer para impedir nuevas generaciones de 'Matabellas' ahora certificados por la SEP.

10 SEGUNDOS… El senador Mario Delgado quedó fuera de la bicameral para investigar el caso Ficrea, a pesar de que fue el primero en promoverla. El PRD, al que él abandonó, lo hizo a un lado.

Twitter: @alexsanchezmx

También te puede interesar:
El hombre que tiene al Verde hasta en la sopa
La riqueza de Padrés
El reto fifty-fifty