Opinión

El hombre Afore

 
1
  

 

De Jefes.

En resumidas cuentas, los líderes de las principales Afore se pusieron de acuerdo durante años para ver a quién le tocaba bajar sus gastos comerciales consecutivamente.

¿Para qué? Para meter a las ganancias de la empresa ese dinero que no se gastaron, digamos en publicidad o en contratar gente para afiliar trabajadores a la lista de sus clientes.

Con ello, lamentablemente, entorpecían por meses los traspasos de una Afore a otra en detrimento de mortales que querían obtener mejores ganancias de sus fondos de retiro. Todo fue revelado ayer por la Cofece que encabeza Alejandra Palacios.

Por su celebridad, un foco puede estar en Francisco González Almaraz. La investigación revela que él pudo ser el primero en hacerlo cuando encabezó Afore Bancomer, que incurrió en esta ilegalidad entre noviembre de 2012 y enero de 2013, al coludirse con Profuturo.

Eso implica que pasó esta papa caliente a Afore Banorte cuando le vendió el negocio de Afore Bancomer en 2013.

González, quien da además cátedra de liderazgo en el ITAM, también participó en estos hechos pese a haber representado unos años antes a todo el gremio como presidente de la Amafore. Vamos, el negocio lo conoce a fondo.

Habrá que seguir de cerca su posible defensa en tribunales y el respaldo que pueda darle Mario Laborín, el exdirector de Nafin que hoy es presidente del consejo de administración del banco ABC Capital que hasta hoy paga la nómina del referido.

EL SHERLOCK HOLMES DE LA COMPETENCIA
Por cierto, Carlos Mena, quien encabeza el área investigadora de la Cofece, ha logrado destapar casos muy importantes además del tema de las Afore. En últimas fechas, los de la unidad investigadora del regulador de la competencia se han convertido en expertos en temas financieros, con investigaciones en valores de deuda y burós de crédito y ya parece que hacen más por el sector que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. Parecería que el camino ya no va a ser luchar contra estos sabuesos y ampararse dadas las nuevas fortalezas de los órganos reguladores, sino más bien cumplir con las leyes del sector financiero y de competencia y tener los famosos programas de ‘compliance’ que se han despreciado en el mercado financiero mexicano por mucho tiempo.

EL ‘APETITO’ DE IHOP
¡Salen los hot cakes! Nos dicen que Ihop Rescorp Concepts, franquiciatario en la Ciudad de México, Edomex, Mérida, Puebla y Morelos, se propuso abrir cuatro nuevas unidades este año, que se sumarán a las 14 que ya tiene en dichos mercados.

La empresa que dirige Fernando Saucedo ya tiene ubicación para dos de ellas: Mundo E y Atizapán, ambas en el Edomex. Cuando este franquiciatario llegó a México, hace unos 10 años, se había propuesto inaugurar una unidad por año, sin embargo, desde 2013 lo hace a un ritmo de tres.

FIRST, POR MÁS ‘CASH
¿No le parece que cada vez hay más casas de empeño en México? First Cash, la empresa pública de crédito prendario estadounidense, ya triplicó el número de unidades que tiene el Monte de Piedad en el país.

Con fusiones y adquisiciones, completó 938 en la República.

Muy lejos queda de las 310 sucursales que opera Nacional Monte de Piedad en el país.

Rick L. Wessel, CEO de First Cash, espera que la reciente expansión permita a la compañía crecer a doble dígito sus ingresos totales en México en este año. ¿Algún anillo de matrimonio por ahí que ya no le sirva?

También te puede interesar:
México vence a Alemania… en cerveza
Volaris vs. autobuses
¿Fraguará más que la economía?