Opinión

El Ártico, basurero del plástico del mundo

 
1
 

 

Botella en el océano. (Shutterstock)

Una enorme y dañina cantidad de desechos plásticos flota en el Ártico como consecuencia del irresponsable uso de botellas y productos de plástico en el mundo. Sesenta años después que se comenzó a producir industrialmente y a utilizar en forma creciente botellas de plástico PET para refrescos azucarados y agua.

Científicos europeos estiman que cerca de 300 billones de partículas de plástico están suspendidas en las aguas del Ártico. El problema preocupante es que todos los días aumenta la cantidad de plástico en el Ártico. Además, hay más plástico depositado en el fondo del mar y en el vientre de los peces.

Varios factores apoyan la aseveración de que esa inmensa cantidad de plástico proviene de diversas corrientes oceánicas del mundo. Analizando en el microscopio la descomposición, edad del plástico y el tamaño de los fragmentos encontrados, se concluye que han viajado en los mares por décadas.

Las pequeñas piezas de plástico inicialmente formaron parte de botellas y productos de plástico hasta más de 30 centímetros de longitud. Las pruebas científicas se hicieron en laboratorios instalados en barcos. En el Ártico se estudiaron 42 sitios diferentes.

La exposición por décadas al sol y al agua del mar ha ido fragmentando el plástico (no desapareciéndolo) hasta llegar a milímetros, lo que llamamos microplástico, que es un material mefítico que devoran los animales marinos y que al pescarlos y cocinarlos pasarán al organismo de los seres humanos.

Una pregunta que no se ha contestado: ¿Cómo afecta el plástico a los animales acuáticos y después a los seres humanos que nos alimentamos de ellos?

Los humanos tiran anualmente en el mundo más de 8 millones de toneladas de plástico en lagos, ríos y océanos. En México se usan al año 722 mil toneladas de PET (tereftalato de polietileno) para envasar bebidas azucaradas, agua y otros productos. Para embotellar agua y refrescos se utilizan al año 450 mil toneladas de PET, lo que nos coloca como el segundo consumidor de envases plásticos a escala mundial.
En 2014 se fabricaron en México 21 millones de botellas de PET al día, de las cuales se recicló menos del 20%. Las embotelladoras de refrescos azucarados deberán envasar sus productos en botellas de vidrio no retornables.

Fuentes: The Washington Post y Comisión del Medio Ambiente.

Twitter@SalvadorGLignan

También te puede interesar:

Basura plástica

¿Cuánto tiempo tardan los plásticos en biodegradarse?

Seis razones para no usar jabón antibacterial