Opinión

El arte de Jasper Johns y Robert Rauschenberg (I)

 
1
 

 

Robert Rauschenberg. (www.seraphingallery.com)

Para el año de 1953 Willem de Kooning era, si no el más, si uno de los pintores vivos de mayor renombre en Estados Unidos, un autor icónico de la Escuela de Nueva York y del movimiento de los expresionistas abstractos.

Fue durante este año cuando el entonces joven y desconocido artista Robert Rauschenberg se presentó en la puerta de su casa con una propuesta para realizar uno de los trabajos más enigmáticos en la historia del arte norteamericano. Erased de Kooning Drawing (1953), una obra que se conserva desde 1998 en el Museo de Arte Moderno de San Francisco y que consiste en una pequeña hoja de papel prácticamente en blanco con un marco simple y sencillo en dorado.

Para completar esta pieza Rauschenberg solicitó a De Kooning una de sus obras, quien después de recibir una minuciosa explicación sobre los motivos del trabajo accedió a dar una de sus creaciones para que Rauschenberg pudiese llevar a cabo la suya. De acuerdo a la versión que cuenta sobre esta negociación Robert Rauschenberg, Willem de Kooning le obsequió un dibujo de técnica mixta compuesto de carboncillo, pastel, óleo y lápiz, el cual le tomó más de un mes borrarlo, además comenta que por el otro lado del marco la pieza aún conserva un dibujo realizado por De Kooning.

Entre el año de 1954 a1955 el pintor norteamericano Jasper Johns realizó un cuadro que, en la voz de muchos de sus estudiosos, sigue siendo su pintura más importante y también una de las más importantes en la historia del arte pictórico norteamericano del siglo XX. The Flag (1954-1955, fechada al reverso como de 1954) está realizada con óleo y encausto sobre un collage de recortes de periódico que están sobre una tela a su vez montada en triplay. Actualmente la obra se exhibe como parte de la exposición permanente del Museo de Arte Moderno de Nueva York. Ésta tiene como motivo la bandera de Estados Unidos y se realizó en encausto debido a las propiedades mismas de la técnica, que en este caso fueron capaces de dotar al cuadro de un volumen, tonalidad y aplicación que solamente el encausto es capaz de proporcionar.

De acuerdo a la historia que cuenta Jasper Johns sobre esta pieza, la idea la obtuvo de un sueño en el que pintaba una enorme bandera de Estados Unidos.

Cuenta que al día siguiente de haber tenido el sueño se despertó y corrió a comprar los materiales para llevar a cabo esta pintura. Lo interesante y curioso sería el carácter onírico e irreal de esta historia en relación con lo concreto y real del motivo de The Flag (1954- 1955), la bandera estadounidense. En el caso del cuadro de Jasper Johns, los motivos tan intencionalmente icónicos y simbólicos habían sido, desde antes de esta obra, una exploración constante; muestra de ello son sus pinturas de mapas, números, abecedarios y tableros de tiro. Esta exploración le ha llevado ser considerado como un artista adscrito al Arte Pop. Sin embargo, a mi parecer, conocido más con los estudios que determinan a Rauschenberg y a Johns dentro de una misma genealogía, la del Neo-Dada.

Ambos pintores son de los máximos exponentes del arte estadounidense del siglo XX, lo cual vuelve difícil limitar un estudio de su obra a 2 mil 500 caracteres, por lo que para la siguiente semana realizaré una segunda entrega sobre su trabajo y aportaciones al campo. Por el momento me gustaría concluir diciendo que Johns y Rauschenberg se conocieron desde muy jóvenes, y de acuerdo a lo que se cuenta, fue rápidamente que entablaron una amistad y comenzaron a frecuentarse de manera constante mientras asistían a eventos de la oferta cultural de Nueva York; dentro de su grupo de frecuentes también sobresalen el bailarín y coreógrafo Merce Cunningham, así como el artista y compositor John Cage. Allí fue donde tuvieron la oportunidad de conocer a sus colegas y contemporáneos con carreras para entonces ya consolidadas.

También te puede interesar:
Arshile Gorky
Buckminster Fuller (II)
Buckminster Fuller (I)