Opinión

Desaparecen a dos millones de pobres

06 septiembre 2017 5:0
Etiquetas
 
1
 

 

Pobreza

En su informe del 2015, el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), organismo público “autónomo”, señaló que del 2012 al 2014 el número de pobres aumentó en dos millones. Ese dato le cayó como una “cubetada” de agua fría al gobierno del presidente Peña Nieto, que presumía de haber incrementado el gasto en ayuda a los pobres en 22% en ese mismo periodo. En el informe dado a conocer a finales de agosto de 2017, que abarca el 2015 y el 2016, con base en una nueva metodología, desaparecen los dos millones de pobres que se habían sumado con la metodología anterior. En 2012 había 53.3 millones de pobres, en 2014, 55.3 y en 2016 se borran los que se habían incrementado en los dos primeros años de la actual administración, quedan en 53.4 millones, prácticamente los mismos que el 2012.

Coneval basó sus datos en la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares 2016 del Inegi, que contabilizó la pobreza con nuevos criterios, los que subestiman los aumentos de precios que impactaron a los hogares y sobreestiman las ayudas gubernamentales. Contabilizan con acceso al agua potable a hogares que cuentan con un tinaco para almacenar agua, y cambiaron los criterios para medir el acceso a servicios públicos de salud. Dentro del Coneval y del Inegi hubo quienes protestaron por esos y otros cambios, pero no prosperaron sus reclamos.

Coneval, basado en encuestas del Inegi, presenta datos que aumentan el poder de compra de los pobres en relación con el incremento de precios de la canasta básica, lo cual es poco creíble después del gasolinazo y el aumento de la inflación. Inegi planea cambiar metodología para medir la canasta básica, lo que dificultará comparaciones con el pasado. Con sus actuales cifras, parece que el Inegi y Coneval buscan convencernos que el actual gobierno avanzó en la lucha contra la pobreza, cuando la mayoría de mexicanos ven lo contrario.

Los datos dados a conocer por el Coneval en agosto del 2017, los últimos de este sexenio, los próximos serán en agosto del 2019, permitirán a EPN decir que no hubo un retroceso en su gobierno en cuanto a la pobreza. Por arte de magia, con perdón del Coneval y del Inegi, el gobierno del presidente Peña Nieto desapareció a dos millones de pobres que le contabilizaron en sus dos primeros años de gobierno.

*El autor es profesor de Economía Política.

Twitter: @luispazos1

Correo: lpazos@prodigy.net.mx

También te puede interesar:
PRI, por fiscal procorrupción
Trump: Proteccionismo igual que izquierda
El saqueo de Pemex