Opinión

Cómo cambiará el mundo en 5 años

El FMI acaba de dar a conocer sus proyecciones para éste y los siguientes cinco años.

Se trata de eso, proyecciones y nada más. Pero las cifras que presenta configuran un mundo diferente al que tuvimos en los primeros años del siglo.

Le enlisto los que a mi juicio son los cambios más importantes que se pueden visualizar.

1- México tendrá un crecimiento más bien mediano pero será el mejor en décadas. Ya le había comentado esta semana, sólo se lo reitero y detallo. De acuerdo con el FMI, el crecimiento promedio que habrá en esta administración será de 3.1 por ciento anual y el PIB per cápita aumentará en 2.05 por ciento al año. Con todo y lo baja que parezca la tasa, en materia del PIB per cápita será el mejor resultado desde el sexenio de López Portillo.

2- La economía estadounidense crecerá modestamente. Su tasa promedio entre este año y el 2018 será de apenas 2.2 por ciento anual en promedio. Para nosotros, ese hecho es muy relevante porque ya no habrá manera de que EU sea la fuerza que hace tracción sobre la economía nacional. Dependeremos mucho más de nosotros mismos en los próximos años.

3- El crecimiento de China se aplanará. De acuerdo al FMI, la tasa media de crecimiento del gigante asiático será de “sólo” 6.8 por ciento entre el 2013 y el 2018. En lo que va del siglo, su ritmo de crecimiento había sido de 9.4 por ciento promedio.

4- Los precios de las materias primas se vendrán para abajo. De acuerdo a los pronósticos del FMI, el índice de los commodities caerá en términos reales en 12.2 por ciento entre este año y el 2018, como resultado de la reducción del ritmo de la demanda china. Como contraste, entre 2000 y 2013, este índice creció en 190 por ciento. Esto conducirá a un cambio radical de las tendencias del crecimiento mundial.

5- El precio del crudo en dólares se caerá. El promedio del año pasado (para una media de tres crudos marcadores) fue de 104 dólares por barril. Para el 2018, se estima en 88 dólares, lo que implica una caída de 15.3 por ciento. Una tendencia que debe tomarse en cuenta cuando se legisle sobre la reforma constitucional en materia de energía.

6- El gas natural norteamericano seguirá como el más barato del mundo. Los precios del gas natural de Norteamérica pasarán de 3.7 dólares en promedio el año pasado a 4.4 dólares en 2018. En Japón, pasará de un promedio de 17.3 dólares en 2013 a 17.25, y en Europa, pasará de 11.18 a 10.90. Este hecho es crucial para la competitividad de la industria mexicana y de la región.

7- Cambiará el panorama de América Latina. Entre 2009 y 2013, el crecimiento promedio de la región fue de casi 4 por ciento, lo que dejaba a México muy atrás. Entre este año y hasta el 2018, ese promedio bajará a 3.0 y en México –para ese periodo específico– será de 3.5 por ciento.

8- El mundo seguirá marchando a dos velocidades. Entre 2013 y 2018, las economías avanzadas crecerán a un ritmo de 2.3 por ciento anual en promedio; los países emergentes lo harán a 5.1 por ciento en promedio y el mundo tendrá un promedio de 3.8 por ciento.

Twitter:@E_Q_