Opinión

Cetram Chapultepec, el GDF tropieza de nuevo

 
1
 

 

Cetram. (www.skyscrapercity.com)

La obra no tiene permiso del INAH, no fue cabildeada con los vecinos, es dudosa su legalidad, las respuestas de las autoridades al respecto son vagas, el gobierno de la ciudad parece tener prisa y deseos de imponer 'hechos consumados', los entes privados se quedarán con un pedazo de la ciudad durante décadas a cambio de pagos chiquitos…

Esta película ya la vimos, era mala y ocurría también en Chapultepec.

El Centro de Transferencia Modal (Cetram) Chapultepec es el nuevo tema de confrontación entre el Gobierno de la Ciudad de México y grupos de vecinos, activistas y políticos que reclaman a Miguel Ángel Mancera que intente revivir la fórmula del 'madruguete', mecanismo que ya fue derrotado en el caso del mal llamado Corredor Cultural Chapultepec.

Lo primero que hay que decir es que el paradero que hoy existe, en donde eventualmente se construiría el Cetram, es una porquería. Es feo, inseguro, sucio y disfuncional.

Por eso, insisto, esta película ya la vimos. Porque sí se necesita hacer algo en ese lugar de confluencia de autobuses, micros y Metro. Como igualmente necesaria y urgente era la intervención sobre la avenida Chapultepec (fea, insegura, sucia, disfuncional), pero el pésimo manejo del cuestionable proyecto del corredor comercial que se intentó desarrollar ahí, dio el resultado ya conocido.

Y ahora, casi con los mismos protagonistas de ese desastre llamado Corredor Cultural Chapultepec, el gobierno de la ciudad pretende que la ciudadanía deje pasar sin más un proyecto que privatizará un espacio durante 40 años, que modificará un escenario histórico al levantar ahí 40 pisos y un centro comercial y que, de nueva cuenta, tiene dudosos réditos para la comunidad.

Si al menos Mancera hubiera encargado este proyecto a nuevos interlocutores, quizá los vecinos escucharían la propuesta con eso llamado beneficio de la duda. Dicho de otro modo: ¿por qué tendría que creer la sociedad en un organismo como ProCDMX, que patrocina el Cetram, si ese organismo el año pasado recurrió a toda clase de engaños y argucias en su intento de imponer “Shopultepec”? Rara manía del jefe de Gobierno de rodearse de colaboradores que han probado ser tóxicos.

Hemos llegado al peor de los mundos, pues se requieren obras y sin embargo varias de las que urgen no se harán porque el gobierno no ha sabido convencer a nadie de que está tomando las decisiones adecuadas.

El gobierno de la ciudad dilapidó su capital político en frivolidades y errores varios. Y cuando ha tenido ocasión de corregir, se hunde más.

Es el caso del Cetram. Si ya fracasaste en Shopultepec, no puedes comenzar con el pie izquierdo en un nuevo intento de sacar adelante una Asociación Pública Privada.

Por si hiciera falta ruido en torno a este tema, circula la versión de que Manuel Jove, cabeza de Inveravante, el principal grupo inversionista del Cetram Chapultepec, ha hecho saber que estaría dispuesto a vender ese contrato en 30 millones de dólares.

Por cierto, Jove fue señalado como uno de los empresarios españoles que aparece en los 'Panama Papers'.

(http://www.farodevigo.es/galicia/2016/05/11/doce-empresas-off-shore-papeles/1458421.html).

Lo peor de todo es la sensación de que obras que son necesarias –la reactivación de una avenida como Chapultepec, el ordenamiento de zonas de conexión de transporte público– se frustrarán porque el gobierno es incapaz de contestar adecuadamente a cuestionamientos como los que se realizan en cuentas de Twitter, como la de CETRAMChapultep (https://twitter.com/CETRAMChapultep).

No nos confundamos, no fueron los vecinos los que tiraron el corredor Chapultepec ni la rueda de la fortuna. Es el GDF el que se derrota solo.

Y ahí va de nuevo.

Twitter: @SalCamarena

También te puede interesar:
El nuevo PAN frente a Luis H. Álvarez
Lucca irá a la escuela
Apagón en Transparencia