Opinión

Barbosa no se descarta
en Puebla

  
1
 

  

Miguel Barbosa

Con una izquierda que se divide y que no para de darse zancadillas, es casi imposible comprender lo que sucede ideológicamente en el Senado, ya que la bancada del PRD se resquebrajó mientras, se supone, se fortalece la del PT-Morena; sin embargo, los nuevos senadores que la conforman no se afilian al partido de Andrés Manuel López Obrador.

Ayer, el vicecoordinador de esa bancada, que ni siquiera sabemos si se pueda llamar legalmente PT-Morena, aseguró: “el que tiene que cambiar soy yo, no López Obrador; yo decidí seguir a López Obrador”. Y posteriormente explicó: “no he decidido mi incorporación formal a Morena, pero si lo decido, lo voy a hacer en el estado de Puebla”. 

¿Entonces?

Puebla, el estado del senador Barbosa, tendrá elección de gobernador nuevamente en 2018. El año pasado el candidato de Morena, Abraham Quiroz Palacios, no logró ni 10 por ciento de los votos, pero de cualquier forma quedó en tercer lugar, por encima del PRD.

El 2018 puede ser la oportunidad para Miguel Barbosa, él no se descarta.

Deja claro que no llega al movimiento de López Obrador buscando una candidatura, pero asegura que se siente con toda la fuerza de lograr la rebelión en su estado.

Y abre la puerta a sus aspiraciones al señalar: “de ahí lo que resulte… no voy a hablar de ninguna candidatura, vamos a ver hasta dónde llega todo esto. Claro que la definición de las candidaturas sigue las reglas de Morena… Pero ya inicié este fin de semana el despliegue, es por partes”.

O sea, el interés existe, pero aquí, a diferencia de lo que sucede en el PRD o en el Senado, las reglas las pone López Obrador, y se siguen; mientras que en la Cámara alta ni PRI ni PAN se han preocupado por que el Instituto Belisario Domínguez no sea dirigido por un coordinador parlamentario, el que representa la tercera fuerza política, ni por definir la legalidad de la bancada PT-Morena. Vaya, ni siquiera por otorgarles espacios.

SÓLO UTILIZAN AL PAN
Sólo por gobernar 11 estados y 400 ciudades importantes en el país, el PAN ha perdido el piso y cuando tienen posibilidades de recuperar la presidencia de la República, sus principales cuadros se desgastan en terribles batallas internas.

Obviamente el audio que se dio a conocer de la sesión del Consejo Nacional del sábado pasado fue filtrado por Rafael Moreno Valle, aseguran panistas, quienes dicen que logró hacer pública la confrontación del expresidente Felipe Calderón con Ricardo Anaya.

Y este hecho es una prueba de la fragilidad ideológica panista, ya que ni siquiera están pensando en cómo volver a detentar el poder, sino simplemente utilizan al partido para sus relaciones personales y familiares.

En el caso de los Calderón esto es más que obvio, ya que detentan en el PAN el derecho de sangre: Felipe fue presidente de la República, y ahora busca el mismo cargo para su esposa Margarita; su hermana Luisa María buscará una diputación; su sobrina Mariana Gómez del Campo una diputación o la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México.

Mientras que la esposa de Moreno Valle, Martha Erika Alonso Hidalgo, busca la gubernatura de Puebla para lo cual Antonio Gali, quien ocupa ese puesto por tan sólo dos años, le prepara el terreno.

Y para dejar totalmente clara la falta de compromiso, ya no con la Nación, si no con su propio partido, el expresidente Vicente Fox, quien también buscó que su esposa fuera candidata presidencial, ni siquiera se reafilió al PAN.

Falta un año para la elección presidencial, y si el PAN sigue con esas luchas internas, sólo fortalece a Andrés Manuel López Obrador, quien se va quedando sin verdaderos contrincantes.

Twitter: @ginamorettc

Correo: georgina.morett@gmail.com

También te puede interesar:
Elecciones difíciles para el PRI
Ilícito cobrar 'diezmo': Tribunal Electoral
Cuauhtémoc, con cristianos