Opinión

Banxico, a refrendar
que seguirá a la Fed

1
 

 

Banxico

Esta semana la Junta de Gobierno del Banco de México tendrá su tercera reunión de política monetaria del año. El anuncio sobre la decisión de política monetaria se llevará a cabo el jueves 30 de abril a la 1:00 pm. Mi expectativa es que los miembros de la Junta de Gobierno decidirán dejar la tasa de interés de referencia en 3.0 por ciento. En este sentido, anticipo que el tono del comunicado sea similar al del comunicado de política monetaria anterior, en el que el mensaje principal será que, en ausencia de presiones inflacionarias y con crecimiento moderado en México, la Junta de Gobierno estará enfocada en el momento en el que el Banco de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) inicie su ciclo de alza en tasa de interés.

Si bien las minutas de la última reunión de política monetaria de la Fed denotaron una clara división entre los distintos miembros del Comité de Operaciones de Mercado Abierto del Fed (FOMC) en torno al momento en que elevarán la tasa de Fed Funds, la mayoría de los miembros argumentaron que los datos económicos y las perspectivas de éstos garantizarían el inicio de la normalización en la reunión de junio.

Asimismo, la publicación de la próxima decisión de política monetaria de EU (29 de abril) se llevará a cabo un día antes del anuncio de Banxico (30 de abril), por lo que la posibilidad de que el FOMC manifieste algún sesgo por iniciar su ciclo de normalización de tasas de interés en junio, estará presente en la decisión de Banxico a publicarse este jueves.
En este contexto y como he comentado con anterioridad, considero que un movimiento de la Fed detonará una acción por parte de la autoridad monetaria mexicana, acorde con la expectativa del mercado.

En mi opinión, un aumento de tasas en EU es suficiente para detonar un alza en México, a pesar de que en nuestro país la actividad económica no ha sido muy dinámica y que la inflación podría permanecer alrededor de 3.0 por ciento este año. Esto debido a la alta participación de los inversionistas extranjeros en bonos de gobierno de corto plazo (alrededor de 50 por ciento) y la importancia del diferencial entre la tasa de fondeo en México y la tasa de Fed Funds, que se encuentra en 300 puntos base, 100 puntos base por debajo del promedio de 2005 a la fecha.

Respecto a los últimos comentarios realizados por el Banco Central, considero que los discursos que ofrecieron los miembros de la Junta de Gobierno de Banxico en el marco de la reunión anual del Fondo Monetario Internacional (FMI) estuvieron totalmente en línea con la idea de “esperar” a que la Fed inicie su proceso de normalización para subir tasas en México. Al respecto, un miembro de la Junta de Gobierno de Banxico comentó que una vez que la Fed suba tasas, Banxico actuará rápidamente. Otro asunto que se discutió, pero de manera más informal entre analistas e inversionistas, fueron los espacios de tiempo que existen entre reuniones de la Fed y de Banxico en los periodos en donde se espera que la Fed pueda iniciar su ciclo de alza de tasas. En este sentido, se comentó que si la Fed inicia su ciclo el 17 de junio, la siguiente reunión de política monetaria de Banxico es hasta el 23 de julio, es decir, cinco semanas después.

Asimismo, ocurre un asunto similar si es en septiembre. En este caso, la reunión del FOMC es el 17 de septiembre y la siguiente programada de Banxico es hasta el 15 de octubre, cuatro semanas después. La pregunta expresa de los inversionistas es si Banxico tendría que actuar convocando a una reunión no programada (i.e. intra-meeting). Al respecto, considero que si bien no hay duda de que Banxico tendría que actuar lo más rápido posible, tanto la situación económica de México (baja inflación y crecimiento moderado), como la credibilidad del Banco de México y las herramientas de la Comisión de Cambios, pueden dar tiempo para que Banxico actúe en reunión programada.

En resumen, continuo pronosticando que la Fed llevará a cabo el inicio de normalización de tasas de interés este año, en particular en junio, por lo que anticipo que Banxico iniciará un ciclo de alza de tasas también (en julio), a pesar de que la inflación en México se encuentre por primera vez en el objetivo de 3.0 por ciento de manera consistente.

* El autor es director general de Análisis Económico de Grupo Financiero Banorte. Las opiniones que se expresan en el artículo no necesariamente coinciden con las del Grupo Financiero Banorte, por lo que son responsabilidad absoluta del autor.

Twitter: @G_Casillas

También te puede interesar:
FMI/BM, la reunión de primavera 2015 generó más preguntas que respuestas
Fed: divergencia sobre cuándo, consenso sobre cómo
Responsabilidad fiscal ante más bajo precio y producción de petróleo y menor crecimiento