Opinión

Analogías entre la democracia y el
sistema de mercado

1
 

 

Logos partidos

Este fin de semana habrá elecciones en todo el país para elegir a la nueva Cámara de Diputados a nivel federal, a gobernadores en nueve estados, a los presidentes municipales así como a los legisladores locales, jefes delegacionales y otros puestos más. En total se elegirán candidatos para ocupar más de dos mil puestos en el país.

Por medio de la democracia los ciudadanos de las diversas naciones pueden escoger a sus gobernantes y representantes que elaborarán las leyes que regularán el funcionamiento de los países. Este mecanismo, que es criticado por algunos o incluso lo quieren eliminar, en realidad es una excepción en la historia de la humanidad, ya que la regla había sido que el poder se heredaba o se conseguía con violencia siguiendo la regla del más fuerte, no del mejor o más apto. La democracia permite que los ciudadanos por medio de su voto puedan imponer a sus gobernantes y, todavía mejor, los pueden quitar de estos puestos.

En otros lugares del mundo donde no se practica la democracia y en otras épocas en nuestro mismo país el cambio de los gobernantes no se podía lograr de una manera pacífica y hacerlo sólo se lograba por medio de métodos violentos y dolorosos, como lo muestra la historia de las revoluciones de la gran mayoría de las naciones. Por su parte, la democracia es un proceso por medio del cual las personas de manera pacífica pueden quitar del gobierno a quienes consideren no aptos o incapaces para la responsabilidad para la que fueron electos.

Sin embargo, para que funcione de una manera correcta se requiere de varios requisitos como son, que el árbitro sea confiable y creíble por los electores, que estos tengan disponible la información respecto a quienes van a elegir y que se tomen el tiempo para estudiar a los distintos candidatos y otros más. Un defecto que tiene el sistema es que los triunfadores gobiernan tanto para quienes los eligieron, como para quienes votaron en su contra y de que si el gobernante no es considerado apto, los electores deben de esperar hasta las siguientes elecciones para poderlos remover de sus puestos, lo que en ocasiones puede tardar años. A pesar de todos sus defectos, se considera que la democracia es el menos malo de los sistemas políticos.

En el aspecto económico el sistema más democrático es el de libre mercado porque permite que los consumidores puedan escoger que bienes adquirir, producir o vender en el mercado de manera individual. Además con su “voto”, es decir con su decisión de adquirir ciertos bienes y servicios y no otros, define que fabricante sobrevive en el mercado y cuales son sustituidos. Por otro lado, con sus preferencias le “ordenan” a los fabricantes y comerciantes qué productos deben de surtir y en caso de que no lo hagan los castigan al no comprarles sus productos, lo que los orilla a tener pérdidas e incluso quebrar y desaparecer del mercado.

Sin embargo, a diferencia de la democracia, el sistema de mercado permite que los “electores”, es decir los consumidores, puedan adquirir los bienes y servicios que desean aunque no representen la mayoría. De esta manera y como ejemplo pueden existir camisas de distintos colores y formas en el mercado, aunque la mayoría las prefieran de un solo color. Al igual que en la democracia el sistema de mercado requiere de varias condiciones para que funcione de manera correcta, como son el tener pocas y generales regulaciones para los oferentes y los consumidores, un árbitro confiable y respetado, libre entrada a los mercados y la eliminación de monopolios, así como información disponible para los consumidores y que éstos dediquen tiempo para analizar y evaluar sus distintas opciones.

Desafortunadamente, lo más frecuente es que los consumidores dediquen tiempo y búsqueda de información para adquirir los distintos bienes, como son un automóvil, un mueble o un alimento, pero no analicen a los distintos candidatos que los gobernarán y determinarán su vida y la de sus hijos durante los siguientes años. El próximo domingo habrá elecciones que determinarán mucho de nuestro futuro, esperemos que la mayoría de los ciudadanos le den la importancia que esto tiene y emitan su voto razonado.

“La democracia es el menos malo de los sistemas políticos”: 
Winston Churchill.

También te puede interesar:
Confirmado que la economía crece, pero cada vez menos
Siguen apareciendo datos económicos preocupantes
Lecciones de las elecciones en Gran Bretaña