Opinión

¿A qué parte del mercado laboral pertenece usted?

 
1
 

 

¿A qué parte del mercado laboral pertenece usted?

En el mercado laboral mexicano tenemos de chile, de dulce y de manteca, tanto en composición como en dinámica. ¿En dónde se ubica usted?

Por ejemplo, el empleo formal en México, medido por los trabajadores asegurados al IMSS, creció a una tasa anual de 3.6 por ciento en abril.

Sin embargo, la población ocupada (con datos a marzo), creció 2.0 por ciento.

¿Por qué hay tal discrepancia? Porque los asalariados formales del sector privado, es decir, los afiliados al IMSS, que eran 18.1 millones en marzo, representan solamente 35.6 por ciento de los 50.8 millones que componen la población total ocupada.

¿De dónde salen los 32.7 millones que no son asalariados formales del sector privado?

Uno de los componentes son los 2.2 millones de personas que trabajan en diversos niveles de gobierno y que de facto también son asalariados formales.

Sumando a otros sectores, como Fuerzas Armadas y otros ámbitos, el Inegi establece que el número total de asalariados formales (con prestaciones) es de 21.9 millones.

Todavía nos faltan otros 28.9 millones de personas ocupadas.

El número total de asalariados, formales o no, es de 34.7 millones. Es decir, se puede estimar que alrededor de 12.8 millones de personas trabajan como asalariados pero no están dados de alta a ninguna institución de seguridad social, casi seguramente son informales. En este grupo es muy factible que haya alrededor de seis millones de trabajadores provenientes del sector agropecuario y de la construcción, mientras que los otros 6.8 millones se reparten entre el resto de la economía.

Siguen faltando 16.1 millones de personas que están ocupadas pero que no son asalariadas.

De éstos, hay 11.4 millones de personas que trabajan por cuenta propia en todos los ámbitos. Aquí encontrará desde agricultores muy pobres en el sector rural hasta los más productivos profesionistas que tienen un despacho propio.

Todavía hay 4.7 millones de personas ocupadas que no hemos contabilizado.

Anote usted 2.2 millones de patrones o empleadores. El empleador promedio en México ocupa a 16 personas, considerando la totalidad de los sectores, aunque la mayoría son los que ocupan a cinco o menos.

Y el resto, es decir, 2.5 millones de personas, son empleados no remunerados o que tienen una remuneración no salarial. Muchos de ellos son trabajadores en negocios familiares que no tienen salario y a veces ningún tipo de compensación.

Esta gran complejidad del mercado laboral mexicano explica cosas que pudieran parecer paradójicas, como el hecho de que los salarios reales de la población del sector formal crezcan al mismo tiempo que bajan o se estancan los ingresos reales de algunos segmentos.

Una de las tendencias que sí se aprecian es el hecho de que los asalariados formales han subido ligeramente en el total. Hace una década representaban 61.9 por ciento y ahora llegan a 63.1 por ciento. Esto quiere decir que 1.2 puntos porcentuales, poco más de 400 mil trabajadores, se han formalizado.

Algo que también puede concluirse es que de manera global los ingresos de la población ocupada, asalariada o no, han crecido en términos reales; de otra manera no se explicaría el crecimiento del consumo privado que se ha dado en el país y que ha sido de 3.6 por ciento promedio anual en el último lustro.

Twitter: @E_Q_

También te puede interesar:
¿Apuntalará la autoridad a nuestro peso?
Adiós conexión dólar-petróleo
Las razones de la incertidumbre