Opinión

2015, año de implementar

Con fecha del primero de enero emitió un comunicado de prensa el Fondo Mexicano del Petróleo para la Estabilización y el Desarrollo (FMP). En su breve contenido, el FMP anuncia que inicia operaciones en cumplimiento a la reforma constitucional de 2013.

La razón de ser del Fondo es de la mayor trascendencia para la economía nacional. El FMP tiene por objeto la tarea de recibir, administrar y distribuir los ingresos derivados de los contratos y asignaciones para la exploración y extracción de hidrocarburos.
A la letra, el boletín expone que “El FMP transferirá los recursos que reciba al Presupuesto de Egresos de la Federación y a los demás fondos de estabilización y especiales y acumulará, con los recursos excedentes, una reserva de ahorro de largo plazo”. Asimismo, se da a conocer el calendario de trabajo y difusión del FMP durante todo el año. Ya sabemos, por ejemplo, que el 16 de enero habrá sesión del Comité Técnico y que se emitirá un comunicado de dicha reunión.

Así, con un boletín el primer día del año, el Fondo nace de manera puntual y con un espíritu de transparencia y rendición de cuentas que es de celebrar. A través del FMP conoceremos la información estadística relacionada con los contratos de exploración y extracción de hidrocarburos. En suma, gracias a la reforma energética los mexicanos comenzaremos a tener información de un sector que hasta ahora ha sido monopolio de unos cuantos funcionarios públicos en Pemex.

El paso no es menor. México requiere, con urgencia, legalidad y certidumbre en todas las áreas de nuestra economía. El desarrollo y la modernización del país no serán posibles sin un sistema político donde el Estado de derecho sea la regla y no la excepción. El Fondo Mexicano del Petróleo es una buena noticia y un buen ejemplo en ese sentido. Con esta misma vocación de servir y rendir cuentas es que debemos ver que otras instituciones públicas realicen sus tareas al contratar servicios y obra pública.

Twitter: @julio_madrazo