Nacional

Suprema Corte confirma sentencia de 40 años a Caro Quintero

La Primera Sala de la SCJN negó un amparo a Rafael Caro Quintero al declarar infundados los agravios expuestos por la defensa del capo, en el sentido de que testigos fueron torturados para que declararan en su contra.
David Saúl Vela
18 noviembre 2015 15:33 Última actualización 18 noviembre 2015 15:51
[Caro Quintero fue liberado del Reclusorio Preventivo de Jalisco en agosto. / Cuartoscuro / Archivo] 

[El amparo que se otorgó a Caro Quintero fue revocado con 4 votos a favor y uno en contra./Cuartoscuro]

CIUDAD DE MÉXICO. La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) negó en definitiva un amparo al narcotraficante Rafael Caro Quintero y con ello quedó firme la sentencia de 40 años de prisión que se le impuso por secuestro.

Además, los ministros se negaron a resolver un amparo que promovió el capo contra su extradición a Estados Unidos, por lo que el expediente fue devuelto al Juzgado de origen para resuelva el asunto.

Por cuatro votos a uno, los ministros declararon como infundados los agravios expuestos por la defensa de Caro Quintero, en el sentido de que testigos fueron torturados para que declararan en su contra.

Los ministros señalaron que tampoco era causal para concederle el amparo, la dilación para resolver su caso de manera definitiva y supuestas violaciones al debido proceso que se alegaron.

Con ello quedó firme la sentencia de 40 años de prisión que se le impuso por el secuestro y homicidio de Enrique Camarena Salazar, exagente de la DEA y el piloto Alfredo Zavala Avelar.

Caro Quintero es actualmente buscado por las autoridades mexicanas y de Estados Unidos, luego de que en agosto de 2013 fue liberado por tres magistrados federales de Jalisco que le concedieron un amparo.

Los magistrados Lucio Lira Martínez, José Félix Dávalos y Rosalía Isabel Moreno Ruiz, del Primer Tribunal Colegiado, lo exoneraron por la muerte del agente de la DEA y del piloto y anularon otros cargos por homicidio, secuestro, narcotráfico y asociación delictuosa.

Con ello, Caro Quintero sólo estuvo preso 28 de 40 años a que fue sentenciado por la muerte de Enrique Camarena, en febrero de 1985 y el decomiso del rancho El Búfalo, en el municipio de Jiménez, Chihuahua, donde producían miles de toneladas de droga.

Desde su captura, el 4 de abril de 1985, se sabía que ambos casos estaban ligados pues la muerte de Camarena fue porque delató lo ocurrido en El Búfalo, principal centro de producción de droga en México.

Ahí hallaron 10 mil toneladas de marihuana y miles de personas que eran esclavizadas.

No obstante, el enero de 2015 el Segundo Tribunal Unitario del Tercer Circuito con sede en Guadalajara, Jalisco, ordenó la inmediata reaprehensión de Caro Quintero en cumplimiento a las ejecutorias de los amparos 180/2011 y 101/2013, en los que se consideró penalmente responsables a Caro Quintero y Fonseca Carrillo. A Caro Quintero le faltarían por compurgar 11 años y 7 meses en prisión.