Nacional

Rescatistas detectan señales de vida en edificio colapsado de la Roma

El coordinador de asesores de la Secretaría de Movilidad del gobierno capitalino, Humberto Morgan, explicó que se localizaron dos zonas de calor y movimiento, por lo que aún hay esperanza de encontrar personas con vida.
Notimex
22 septiembre 2017 21:47 Última actualización 22 septiembre 2017 21:47
sismo

Labores de rescate en edificio colapsado en calle Álvaro Obregón 286 de la colonia Roma. (Cuartoscuro).

Rescatistas que trabajan en el edificio de Álvaro Obregón 286 en la colonia Roma Norte detectaron dos zonas de calor y movimiento, donde podría haber personas atrapadas bajo los escombros del inmueble colapsado durante el terremoto del 19 de septiembre.

El coordinador de asesores de la Secretaría de Movilidad del gobierno capitalino, Humberto Morgan, explicó esta situación a familiares de más de 40 personas que aún se encuentran atrapadas entre los escombros de este edificio de seis pisos que se redujo a una especie de sándwich.

"Con la última penetracion topográfica y la cámara termográfica localizaron dos núcleos muy importantes donde hay calor y donde en estos momentos están trabajando", expuso.

Asimismo, anunció que se firmó un acuerdo entre familiares y autoridades donde éstas expresaron su compromiso de que no entrará maquinaria pesada a remover los escombros y que este retiro se hará en forma manual hasta encontrar a todas las personas atrapadas.

Aclaró que el martes pasado, luego del sismo, lo primero que se hizo fue apuntalar con vigas de madera la estructura para que resistiera y este viernes se reforzaron con puntales de acero, que tienen mayor resistencia y flexibilidad.

A partir de las 17:00 horas se han intensificado los trabajos de los rescatistas nacionales e internacionales, que han retirado de la parte alta escombros con cubetas grandes de pintura y en forma manual lo que eran ductos grandes del aire acondicionado y cortinas.

Ya caída la noche y con la luz de grandes reflectores, los rescatistas habían avanzado en la remoción de escombros que son trasladados a la azotea de un edificio contiguo y bajados en tambos de metal y con una pluma mecánica retiraron un poste de luz frente al edificio.

Morgan detalló que la idea es remover la loza de forma manual y quitar la "tapa del sándwich", pues con la lluvia esa capa incrementó su peso en una o 1.5 toneladas, por lo que al retirarla perderá peso y habrá la posibilidad de encontrar huecos para llegar hasta los grupos de personas escalando hacia abajo o a rape.

Además habrá menos riesgo de que se colapse. Con anterioridad los rescatistas habían señalado que de las más de 40 personas que se encuentran atrapadas en el edificio unas 17 estarían vivas, sin ninguna seguridad.

: