Nacional

PRI necesita un rostro fresco: Camacho Quiroz

El líder del PRI en la Cámara de Diputados, César Camacho Quiroz comentó que fue sorpresiva la renuncia de Manlio, "hubo especulaciones alrededor, pero al final es una decisión personalísima de la que los priistas nos damos por enterados".
Víctor Chávez
21 junio 2016 19:55 Última actualización 21 junio 2016 19:55
César Camacho Quiroz, presidente de la Cámara de Diputados. (Archivo/Cuartoscuro)

César Camacho Quiroz, presidente de la Cámara de Diputados. (Archivo/Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- El líder del PRI en la Cámara de Diputados, el mexiquense César Camacho Quiroz, declaró que en la dirigencia nacional del PRI -que dejó Manlio Fabio Beltrones- se requiere a alguien con un rostro y una visión fresca.

"Se necesita, además de un acreditado priista, a alguien con una visión fresca en la manera de hacer política, y con un puente tendido hacia la sociedad", dijo.

"Necesitamos consolidar el priismo del país, pero sólo con el priismo militante no ganamos; necesitamos una propuesta muy ciudadana, muy atractiva, con compromisos sociales, con una posición en la que en el centro de la atención esté el ciudadano", explicó.

-¿Podrían entonces recurrir, como en el caso del PRD, a alguien de fuera?

-No, en el PRI hay gente suficiente en todos los sentidos para echar mano de ellas y de ellos, y tener una dirigencia robusta, como el PRI del Siglo XXI lo necesita.

-¿El PRI está en crisis?

-El PRI enfrenta un momento difícil; en sus decenas de años de vida ha transitado por momentos de luces y sombras, por sabores agridulces y éste es un momento difícil, pero lo vamos a superar. No hay que sobredimensionar los resultados.

"Ganamos cinco gubernaturas, hay espacios recuperados, otros perdidos, pero ésta es la lucha en un sistema democrático, donde nadie pierde ni nadie gana para siempre; episodios similares a éste hemos vivido en la historia de nuestra institución política y habremos de salir adelante, salir airosos, integrados, unidos y, por supuesto, respaldando la política de Enrique Peña Nieto", remarcó.

-¿Fue sorpresiva la renuncia?

-Fue sorpresiva, hubo especulaciones alrededor, pero al final es una decisión personalísima de la que los priistas nos damos por enterados, insisto, dándole el tratamiento que merece y haciendo el reconocimiento que Manlio Fabio también se ha ganado a pulso.

"Es un político con larga historia, con una trayectoria de empeño y de trabajo en favor del partido y de las causas de México; una vez que se procese, a lo que sigue", sostuvo.