Nacional

'Nate' ya es huracán categoría 1

El fenómeno meteorológico se intensificó a huracán la noche de este viernes luego de pasar por Centroamérica y avanzar rápidamente hacia el Golfo de México. 
Redacción
06 octubre 2017 7:39 Última actualización 06 octubre 2017 23:42
Tormenta tropical Nate

(@conagua_clima)

CIUDAD DE MÉXICO.- El coordinador nacional de Protección Civil, Luis Felipe Puente, informó este viernes que Nate se convirtió en huracán categoría 1. En estos momentos, está ingresando al Golfo de México. 

Se esperaba que siguiera fortaleciéndose en el noroeste del mar Caribe a lo largo de este viernes antes de un posible impacto con fuerza cercana a la de un huracán en la región de Cancún. Podría incluso llegar a golpear la costa estadounidense cerca de Nueva Orleans.

Nate se encuentra a 110 kilómetros al noreste de Cabo Catoche, Quintana Roo y a 155 km al noroeste de Cuba. Se desplaza a 35 kilómetros por hora.

El SMN dijo que el meteoro ocasionará tormentas intensas en Yucatán y Quintana Roo, mientras que en Campeche serán muy fuertes; además provocará olas de entre dos y cuatro metros de altura y rachas de viento de 70 kilómetros por hora. 

La zona de vigilancia, establecida por el SMN y el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos, es de Punta Herrero en Quintana Roo hasta Río Lagartos, Yucatán.

Ante ello, el gobierno de Quintana Roo emitió la alerta naranja para los municipios de Tulum, Puerto Morelos, Solidaridad, Benito Juárez, Cozumel, Isla Mujeres y Lázaro Cárdenas; además amarilla para Othón P. Blanco, Bacalar, José maría Morelos y Felipe Carrillo Puerto.

La tormenta tropical podría llegar el fin de semana a la costa estadounidense del Golfo de México con categoría de huracán, según los meteorólogos.

Las autoridades de Luisiana declararon el estado de emergencia y ordenaron a algunas personas que evacuaran zonas costeras e islas antes de la llegada de la tormenta, prevista para el domingo. En algunas plataformas petrolíferas del golfo se iniciaron evacuaciones.

Hasta ahora Nate es causante de al menos 22 muertes en Nicaragua y Costa Rica.

COSTA RICA DECRETA ESTADO DE EMERGENCIA

El gobierno costarricense declaró estado de emergencia, cerró las escuelas y envió miles de efectivos policiales y de salvamento a las zonas de la catástrofe, de donde han sido evacuadas más de 7 mil personas a un centenar de albergues.

"No sabemos todavía cuál es el tamaño del daño, pero es una crisis mayor. Hay comunidades aisladas, se han caído puentes y hay carreteras cortadas, alcantarillas reventadas", dijo el presidente Luis Guillermo Solís en conferencia de prensa.

El mandatario decretó tres días de luto nacional y pidió paciencia a los desplazados, ya que las inundaciones y la persistencia de las lluvias en algunas zonas hacía peligroso el retorno a sus hogares.

"La situación está mejorando en gran parte del país (...) pero esta situación es engañosa (...) los suelos tienen alta saturación, así como las posibilidades de deslizamientos hacen peligrosa la sensación de seguridad", advirtió Solís.

Con información de AP y Reuters