Nacional

Muere policía en desalojo de carretera bloqueada por indígenas priistas

Indígenas de  Chiapas fueron desalojados de la carretera que comunica a la capital de ese estado la cual mantenían bloqueada; los policías antimotínes utilizaron gases lacrimógenos para dispersarlos y los inconformes respondieron con disparos de arma de fuego. El saldo es de un policía muerto.
Ángeles Mariscal / corresponsal
26 septiembre 2015 14:20 Última actualización 26 septiembre 2015 14:21
Manifestación de policías

(Edmundo Salgado)

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- Policías antimotínes desalojaron la madrugada de este sábado a los miles de indígenas militantes del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de la región Altos, quienes bloquearon durante ayer viernes la carretera que comunica esa región con la capital del estado, en demanda de posiciones políticas en sus ayuntamientos.

Indígenas de algunas localidades en Chiapas fueron desalojados de la carretera que comunica a la capital de ese estado; los policías antimotines utilizaron gases lacrimógenos para dispersarlos y los inconformes respondieron con disparos de arma de fuego, el saldo es de un policía muerto. 

Los indígenas de San Juan Chamula, Chenalhó, Mitontic y Simojovel pretendían llegar a la capital del estado, sin embargo policías antimotines se los impidieron colocando un retén en la caseta de cobro de la autopista Tuxtla Gutiérrez-San Cristóbal de las Casas.

En ese lugar permanecieron más de 20 horas hasta que esta madrugada el grupo de policías inició el desalojo lanzando gases lacrimógenos a los manifestantes, quienes respondieron disparando armas de fuego.

Versiones extraoficiales dieron a conocer que nueve policías resultaron heridos por armas de fuego, uno de ellos, Abel Hernández, falleció a consecuencia de las heridas. Autoridades no han dado a conocer a cuántas personas detuvo durante el operativo.

Trascendió que horas antes del desalojo, una representación de los priístas habían acudido a una mesa de diálogo con autoridades de Chiapas, en donde manifestaron que el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) había ganado de manera ilegal las elecciones del pasado 19 de julio en sus municipios.

Los indígenas priístas refirieron que al tener ellos mayor representación popular en sus regiones, les correspondía tener mejores posiciones políticas en sus ayuntamientos, a las que les correspondieron en la distribución de regidurías de representación proporcional.

Sin embargo no llegaron a ningún acuerdo, por lo que abandonaron el Palacio de Gobierno y horas después 17 de ellos fueron detenidos en un operativo en las calles de la capital.

Todas las notas NACIONAL
México lamenta fallecimiento de indocumentados Texas
Detecta PGR cuentas de Javier Duarte en Suiza
No se deben dejar cabos sueltos en caso Duarte: Anaya
Vinculan a proceso a siete de los 14 detenidos por hechos en Tláhuac
Norberto Rivera critica a medios de comunicación y a la ONU
Toma precauciones, cierran carretera México-Querétaro por accidente
El viejo ‘amigo’ que delató a Duarte
Morena no se confía rumbo a 2018: Polevnsky
El INE deja mucho que desear: Polevnsky
Firma de ciencia de datos que asesoró a Trump quiere entrar a la campaña mexicana
Javier Duarte es vinculado a proceso; se queda en Reclusorio Norte
Capturan en la frontera a líder de grupo criminal; ya está en SLP
PGR solicita vincular a proceso a Duarte
PRD no se subordinará a nadie para formar Frente Democrático: Barrales
Yunes declarará en caso contra Javier Duarte
¡Toma tus precauciones! Mexicable suspenderá su servicio este lunes
Duarte ya enfrenta su segunda audiencia
Este sábado continúa 'el show' de Javier Duarte
Duarte no es emblema del combate a la corrupción: Campos
Nayarit ocupa primer lugar de zika en México
Abren investigación por agresión a elemento de Fiscalía de Justicia Indígena de Chiapas
Detenidos 30 vinculados a banda de Tláhuac desde 2016: Garrido
Sentencian a exlíder de 'Los Zetas' a 30 años de prisión en Estados Unidos
Detienen a presunto operador de organización delictiva de Tlaquepaque
'Cártel de Tláhuac', un grupo delictivo grande y violento: Mancera