Nacional

Mexicanos se han aprovechado de EU... pero no más: Trump

Trump amenazó a General Motors con imponer un impuesto por fabricar el Chevy Cruze en México, así como, amenazó con la posibilidad de aplicar un impuesto a las remesas que los inmigrantes envían a sus familias en México.
Agencias 
11 enero 2017 22:41 Última actualización 12 enero 2017 5:0
Donald Trump

Donald Trump

CIUDAD DE MÉXICO.- En su primera rueda de prensa como presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump mencionó a México en ocho ocasiones y dijo que ama al pueblo mexicano, pero que éste se aprovecha de la Unión Americana y que eso terminará durante su gobierno.

“Respeto al gobierno de México. Respeto al pueblo de México. Los amo. Mucha gente de México trabaja para mí. Son fenomenales. El gobierno es genial. No los culpo por lo que ha sucedido. No los culpo por tratar de sacar ventaja de Estados Unidos. Me gustaría que nuestros políticos fuesen así de astutos”, sostuvo Trump.

Y siguió la batería de declaraciones, al señalar que apenas asuma la presidencia de Estados Unidos comenzará a construir un muro para frenar la inmigración ilegal y prometió que México reembolsará el costo de la obra, posiblemente a través de impuestos.

“Vamos a construir un muro. No quiero esperar cerca de un año o un año y medio hasta que finalicen mis negociaciones con México, que empezaremos en cuanto asuma”, dijo Trump, a solo ocho días de llegar a la Casa Blanca.

Trump ha mencionado en el pasado la posibilidad de aplicar un impuesto a las remesas que los inmigrantes envían a sus familias en México.

El vicepresidente electo Mike Pence ya trabaja con varias agencias y con el Congreso para aprobar la financiación del muro y comenzar su construcción, precisó Trump.

Anunció asimismo un “gran impuesto fronterizo” a las empresas estadounidenses que sean deslocalizadas al extranjero.

“Si usted quiere mudar su fábrica y por ejemplo la construirá en México y fabricará sus aires acondicionados o automóviles, o lo que sea, y lo venderá a través de una frontera muy, muy fuerte, no una frontera débil como es ahora –en realidad no tenemos frontera, es un colador agujereado– se equivoca. Va a pagar un gran impuesto fronterizo”, advirtió Trump.

En tanto, Rex Tillerson, el nominado a fungir como secretario de Estado de la Unión Americana, dijo que México “es un amigo con el que Estados Unidos comparte temas comunes”.

Expresidente de Exxon Mobil, Tillerson aseguró estar dispuesto a trabajar con México para lidiar con la migración de menores desde Centroamérica.