Nacional

Exgerente de la CFE, condenado a ocho años de prisión

Néstor Moreno no pudo probar ingresos por 36 millones 13 mil 379 pesos con 31 centavos que obtuvo entre 2001 y 2010. También fue inhabilitado por ocho años para ocupar cargos en el sector público.
David Saúl Vela
14 marzo 2017 15:55 Última actualización 14 marzo 2017 16:27
[En el caso de la CFE, es muy fácil que se vean impactos en los recibos de luz, según los expertos. / Bloomberg]  

[En el caso de la CFE, es muy fácil que se vean impactos en los recibos de luz, según los expertos. / Bloomberg]

CIUDAD DE MÉXICO.- Néstor Félix Moreno Díaz, exgerente de la Comisión Federal de Electricidad, (CFE) fue sentenciado a ocho años de prisión, acusado de enriquecimiento ilícito por poco más de 36 millones de pesos.

Dicho dinero se identificó tanto en cuentas bancarias como en propiedades, entre las que destacan un terreno, un yate y cinco vehículos, entre ellos un Ferrari valuado en 3.2 millones de pesos.

Como parte de la sentencia, Moreno Díaz también fue inhabilitado por ocho años para ocupar cargos en el sector público y se le impuso una multa de por 545 días de salario mínimo, equivalentes a 31 mil 315 pesos.

Al resolver el expediente 64/2015, Guillermo Francisco Urbina Tanús, juez Decimosegundo de Procesos Penales Federales, consideró que la Procuraduría General de la República aportó las pruebas suficientes contra el exfuncionario de la CFE.

Y es que de acuerdo con la investigación en su contra, Moreno Díaz no pudo probar ingresos por 36 millones 13 mil 379 pesos con 31 centavos que obtuvo entre 2001 y 2010.

Según los registros procesales, Moreno Díaz tuvo como única fuente de ingresos su sueldo como funcionario de la CFE por los que percibió 21 millones 51 mil 887 pesos con 62 centavos.

Sin embargo, de los arqueos que se realizaron a sus propiedades y cuentas bancarias se demostró que en dicho periodo, "incrementó ilícitamente su patrimonio de forma desproporcionada".


La PGR reveló que en ese periodo, Moreno Díaz no pudo comprobar el origen licito de varios depósitos, de origen no identificado, en sus cuentas bancarias por un monto de 7 millones 694 mil 441 pesos, con 11 centavos.

Tampoco pudo demostrar la licitud de los recursos con los que adquirió un terreno en Ensenada, Baja California, cuyo valor se estableció en 416 mil 145 pesos con 24 centavos; ni el origen del dinero con el que pagó una tarjeta de crédito de Estados Unidos por 1 millón 785 mil 12 pesos.

El exfuncionario de la CFE no pudo probar el origen licito de los vehículos Jeep, modelo 2009, con valor de 57 mil 400 pesos; Audi, modelo 2003 con costo de 212 mil 732 pesos.

A la lista se suma una Camioneta Lobo, modelo 2005 cuyo costo fue de 359 mil 800 pesos y una camioneta Nissan, modelo 2003, con valor de 104 mil 400 pesos; un Yate con valor de 22 millones 125 mil 168 pesos.

Finalmente en la lista de propiedades cuya adquisición licita no pudo probar Moreno Díaz está el famoso Ferrari Spider, que fue uno de los motivos de la investigación en su contra, valuado en 3 millones 258 mil 279 pesos.