Nacional

Denuncias por tortura no frenarán el proceso en caso Narvarte

Edgar Elías Azar, presidente del Tribunal Superior de Justicia capitalino, dijo que ninguna queja presentada en la CDHDF por los presuntos responsables del caso Narvarte, interrumpirá el proceso penal en su contra.
David Saúl Vela
31 agosto 2015 23:49 Última actualización 01 septiembre 2015 4:55
Daniel Pacheco Gutiérrez de 41 años implicado en caso Narvarte. (Especial)

Daniel Pacheco Gutiérrez de 41 años implicado en caso Narvarte. (Especial)

CIUDAD DE MÉXICO.- Ninguna queja presentada en la CDHDF por los presuntos responsables del caso Narvarte, interrumpirá el proceso penal en su contra, aseguró Edgar Elías Azar, presidente del Tribunal Superior de Justicia capitalino.

Por ello, advirtió que el auto de formal prisión dictado en contra de Daniel Pacheco Gutiérrez, uno de los detenidos quien acusó actos de tortura en su contra durante su aprehensión, queda firme.

El presidente del TSJDF dijo que bajo esta lógica de denunciar actos de tortura para obtener la libertad, cualquier detenido podría presentar una denuncia ante la CDHDF y con ello evitar que se le vincule a proceso.

“Vamos a pensar en un homicidio común y corriente, natural y sin mayor relevancia, que ven un cadáver que es muy importante, muy trascendental, pero no hay periodistas, no hay cosas que lo hagan más escandaloso…Por el simple hecho de ir a presentar una queja a la Comisión de Derechos Humanos que no ha sido investigada, que no se ha agotado los protocolos, crees que por eso es suficiente para otorgar la libertad a una persona, porque si fuera así con tu lógica pues todos los que están sujetos a proceso van presentan su queja y con tu lógica hay que sacarlos en libertad a todos no”, afirmó.

Entrevistado en el marco de la inauguración de la octava Feria del Libro Jurídico, dijo que en la determinación de la Juez Hermelinda Silva Meléndez de impedir el acceso a los medios para documentar el juicio en contra del procesado, es una decisión autónoma en la cual él no tiene injerencia pero ratificó la confianza en la juzgadora.

En ese sentido garantizó que el proceso sigue avanzando conforme a derecho y gracias a la discreción que la juez ha utilizado en este tema, habrá de confiar plenamente en su actuación.