Nacional

Con Ochoa Reza llegaría al PRI una nueva generación

Hoy se emitirá la convocatoria y se espera que sea el único candidato que se registre. “Sería el mayor honor de mi vida”, aseguró el virtual sustituto de Manlio Fabio Beltrones.
Nayeli Cortés
07 julio 2016 23:59 Última actualización 08 julio 2016 9:50
Enrique Ochoa

La credencial que Enrique Ochoa presentó para demostrar que es militantes del PRI desde 1991. (Especial)

CIUDAD DE MÉXICO.- El PRI apostará por una cara poco conocida y convertirá a Enrique Ochoa en su nuevo presidente. La decisión será oficializada por los consejeros políticos del partido, el próximo martes.

Hoy se emitirá la convocatoria y se prevé que Ochoa Reza sea el único aspirante en registrarse, al contar con el respaldo de sectores y organizaciones del partido y del presidente, Enrique Peña Nieto.

El virtual líder del PRI escaló en el gabinete presidencial y pasó de subsecretario de Hidrocarburos en la Secretaría de Energía, al Consejo Técnico de Pemex y en 2014 fue nombrado director de la Comisión Federal de Electricidad, cargo que ocupará hasta que pida licencia para iniciar el proceso que lo lleve a conducir al tricolor.

Aunque no es reconocido por su trayectoria partidista, fuentes del PRI aseguraron que la apuesta es que ese perfil lo conecte con quienes no militan en el tricolor.

“Voy a esperar la convocatoria del partido pero sería un gran honor poder participar (en la elección de presidente) y si los sectores y organizaciones así lo deciden sería el mayor honor de mi vida”, indicó Ochoa en entrevista realizada en el Senado.

1
  

  

Enrique Ochoa

Entre senadores hay división de opiniones sobre la postulación de Enrique Ochoa, aunque la mayoría le reconoce su capacidad técnica y está por darle el beneficio de la duda.

El priista ocupará el cargo en sustitución de Manlio Fabio Beltrones, quien renunció luego de que el partido perdiera seis estados que gobernaba, en la elección del pasado 5 de junio.

En mancuerna con Carolina Monroy (cercana a Peña Nieto y quien regresará a la secretaría general una vez que Ochoa sea electo presidente), tendrá entre sus principales tareas conducir el proceso de selección del candidato presidencial del tricolor y organizar la Asamblea Nacional del partido.

1
   

   

Enrique Ochoa y Luis Donaldo Colosio

El artículo 156 de los estatutos priistas establece que para ser presidente del PRI es necesario acreditar una militancia de, al menos, 10 años y haber ocupado un cargo de dirigente.

Aunque el registro partidario ubica en 2014 el año de afiliación de Ochoa (en la delegación Álvaro Obregón), éste mostró, vía Twitter, la credencial que lo acredita como militante priista desde 1991. El documento está firmado por Luis Donaldo Colosio, entonces líder del partido. La calidad de dirigente la adquirió recientemente, cuando fue nombrado consejero político del PRI.

Antes de formar parte del gabinete de Enrique Peña Nieto y avocarse a temas energéticos, Enrique Ochoa adquirió experiencia electoral al fungir como director del Centro de Capacitación de Justicia Electoral del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, durante la presidencia de María del Carmen Alanís.