Mundo

Rusia 'cede' y mantendrá comunicación con EU en Siria

Después de que Moscú anunciara la suspensión de la comunicación con Estados Unidos en Siria, altos funcionarios militares estadounidenses informaron a la AP que Rusia aceptó mantenerlas para prevenir colisiones en el aire.
AP
07 abril 2017 9:15 Última actualización 07 abril 2017 12:7
fuerza aérea Estados Unidos (Reuters)

fuerza aérea Estados Unidos (Reuters)

MOSCÚ.- Rusia aceptó mantener la comunicación directa con Estados Unidos para evitar las colisiones en el aire sobre Siria, dijeron altos funcionarios militares estadounidenses.

Las declaraciones contradicen la afirmación rusa que suspendía las conversaciones sobre "desconflicción" militar en Siria debido al ataque misilístico estadounidense.

Las fuentes dijeron que ha habido conversaciones entre los dos países desde el ataque del jueves por la noche a una base aérea siria. Dijeron que los estadounidenses han tratado de asegurar que continuarán las conversaciones y los rusos han confirmado que lo serán.

Las fuentes hablaron bajo la condición de anonimato por no estar autorizadas a hacerlo públicamente.

La línea de comunicación directa fue instalada en 2015 después que Rusia empezó a intervenir militarmente para asegurar que aviones de ambos países en misiones de combate no provocaran un accidente o enfrentamiento.

Previamente, Rusia había reaccionado ante los ataques militares de Estados Unidos a su aliado Siria cortando la línea de comunicación directa.

El presidente Vladimir Putin indicó que estaba dispuesto a correr el riesgo de un choque con Estados Unidos y descartar las esperanzas de reparar los lazos con la Unión bajo la presidencia de Donald Trump antes que aceptar la humillación de observar en silencio el bombardeo a un aliado.

Al congelar el canal de información entre dos poderosas fuerzas armadas, Moscú le indicaba a Washington que no toleraría nuevos ataques a instalaciones sirias.

Siria cuenta con aviones y sistemas antimisiles anticuados de la era soviética, mientras que Rusia ha apostado decenas de aviones y baterías antiaéreas de última tecnología en su base en la provincia costera de Latakia. También tiene una base naval de importancia estratégica en el puerto de Tartus, protegido por la defensa aérea.

El Ministerio de Defensa ruso elevó la apuesta al informar que reforzará las defensas aéreas sirias.

Funcionarios estadounidenses acusaron a Rusia de incapacidad de garantizar el cumplimiento por el presidente sirio Bashar Assad de un compromiso en 2013 de destruir su arsenal químico. Estados Unidos dice que se usaron armas de ese arsenal en un ataque que mató esta semana a decenas de civiles en Khan Sheikhoun, provincia de Idlib.

Trump mencionó el ataque químico al justificar el ataque con misiles a una base aérea siria. Pero el Kremlin insiste que el gobierno de Assad no fue responsable del ataque y que los civiles de Khan Sheikhoun quedaron expuestos a agentes tóxicos de un arsenal rebelde alcanzado por aviones del gobierno sirio.

"El presidente Putin cree que los ataques estadounidenses en Siria representan una agresión contra un estado soberano en violación del derecho internacional bajo un pretexto traído por los pelos", dijo el vocero Dmitry Peskov. "La medida de Washington asesta un golpe significativo a las relaciones Rusia-Estados Unidos, que ya se encuentran en estado deplorable".

Antes del ataque a la base aérea, Estados Unidos había evitado atacar las fuerzas de Assad por temor a provocar un choque con las fuerzas armadas rusas,

La medida se produjo días antes de la visita prevista del secretario de Estado Rex Tillerson a Moscú.