Mundo

Países árabes ofrecen a EU atacar Estado Islámico: Kerry

John Kerry, secretario de Estado de Estados Unidos, expuso que un grupo de países árabes, que no precisó, ofrecieron proporcionar tropas para una campaña terrestre contra el Estado Islámico.
Notimex
14 septiembre 2014 19:20 Última actualización 14 septiembre 2014 19:22
Kerry asistió también al Clean Tech Challenge 2014, evento celebrado en la Ciudad de México. (Eladio Ortiz)

Kerry asistió también al Clean Tech Challenge 2014, evento celebrado en la Ciudad de México. (Eladio Ortiz)

WASHINGTON.- Estados árabes ofrecieron al gobierno de Washington lanzar ataques aéreos contra el grupo armado Estado islámico, afirmó hoy el Departamento de Estado.

El secretario John Kerry anunció este domingo que "tenemos países de esta región y de fuera dispuestos a participar en asistencia militar”, en declaraciones al programa "Face the Nation", de la cadena CBS.

En tanto, un funcionario diplomático que reservó su identidad afirmó que un grupo de países árabes, que no precisó, ofrecieron proporcionar tropas para una campaña terrestre contra el Estado Islámico (EI).

La oferta responde y da “un importante impulso a los esfuerzos estadounidenses para tejer una amplia coalición” contra el EI, que controla zonas de Irak y Siria, dijo la fuente.

Estas naciones han ofrecido ayuda a los iraquíes que luchan contra el EI en el norte y el oeste del país, o a oficiales militares estadunidenses, añadió.

Una decena de países firmaron una declaración esta semana en apoyo a los esfuerzos de Estados Unidos contra el EI, sin precisar detalles.

Fuentes estadunidenses señalaron que aliados clave como Arabia Saudita o Turquía han eludido precisar la ayuda que pueden ofrecer, más allá de la asistencia humanitaria.

Según los informes, los Emiratos Árabes Unidos, Irak y Arabia Saudita están entre los países árabes con capacidad para llevar a cabo ataques aéreos, aunque las fuentes resaltan el significado simbólico de este tipo de ayuda, más que su importancia práctica.

Autoridades estadunidenses intentan integrar una coalición amplia para coordinar la asistencia militar y no militar, para dar legitimidad al esfuerzo contra el EI, sin pasar por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.