Mundo

Irak dice que mujer detenida no es esposa de líder del Estado Islámico

A través de un comunicado, el portavoz del Ministerio del Interior iraquí, Sad Man Ibrahim, dijo que la mujer es la hermana de Omar Abdul Hamid al-Dulaimi, un presunto terrorista detenido en Irak; asimismo aclaró que al-Baghdadi tiene dos esposas pero ninguna de ellas se llama Saja al-Dulaimi.
AP
03 diciembre 2014 7:0 Última actualización 03 diciembre 2014 7:5
Estado Islámico

La mujer detenida, no es esposa del Abu Bakr al-Baghdadi, líder del Estado Islámico, aclararon funcionarios de Irak. (AP)

BAGDAD. Un funcionario iraquí negó que la mujer arrestada en Líbano sea la esposa de Abu Bakr al-Baghdadi, el líder del grupo extremista Estado Islámico, añadiendo que es la hermana de un presunto terrorista detenido en Irak.

El comunicado del portavoz del Ministerio del Interior iraquí, Sad Man Ibrahim, se suma a la confusión que rodea a la identidad de la mujer y el niño que fueron arrestados hace diez días en el norte de Líbano cuando viajaban con identificaciones falsas.

Funcionarios libaneses dijeron que se cree que la mujer, Saja al-Dulaimi, es la esposa del solitario líder de Estado Islámico que fue detenida por las autoridades sirias y liberada en un intercambio de prisioneros con el Frente Nusra, la filial siria de al-Qaida, a principios de este año.

El interrogatorio de la mujer está siendo supervisado por el fiscal militar de Líbano.

No estuvo claro qué llevo a la mujer y al niño a ir a Líbano, donde Estado Islámico no controla territorios y tiene escasos apoyos en algunas zonas de mayoría musulmana suní.

Ibrahim dijo que al-Dulaimi, una ciudadana iraquí que viajó a Siria antes de llegar a Líbano, no está casada con Baghdadi. La identificó como la hermana de Omar Abdul Hamid al-Dulaimi, un presunto terrorista detenido en Irak.

Añadió que al-Baghdadi tiene dos esposas pero ninguna de ellas se llama Saja al-Dulaimi. No hubo comentarios de inmediato de las autoridades libanesas.

En Líbano, un experto militar falleció y otros dos resultaron heridos cuando explotó la bomba que intentaban desactivar cerca de la frontera con Siria, dijo el ejército.

La explosión se produjo un día después de que una emboscada de presuntos insurgentes islamistas en la misma zona matase a seis soldados e hiriese a otro.

Nadie ha reclamado hasta el momento la autoría de sendos ataques.