Mundo

España repetirá elecciones, ¿y ahora qué?

España hoy se encuentra sin gobierno y a la puerta de nuevas elecciones. ¿Qué pasó y qué sigue para los españoles? Conoce los detalles y a los protagonistas.
Oliver Tapia
02 mayo 2016 18:40 Última actualización 02 mayo 2016 18:46
Bandera de España. (Bloomberg)

Bandera de España. (Bloomberg)

A CORUÑA, España.- El 20 de diciembre de 2015, los españoles iban a las urnas para definir si le daban un voto de confianza al gobierno de Mariano Rajoy o si optaban por un cambio de rumbo luego de cuatro años de “apretarse el cinturón”.

Hoy, 19 semanas después, España se encuentra sin gobierno y a la puerta de nuevas elecciones, luego de que los partidos políticos fallaran en su intento por lograr un acuerdo que diera certidumbre a un país que aún se encuentra inmerso en un proceso de recuperación, tras una severa crisis económica que obligó a la intervención de la Unión Europea.

A la medianoche de este lunes en España (5 de la tarde en México) expiró el plazo para la investidura de un nuevo presidente del gobierno, y el martes, el Rey Felipe VI, en su calidad de jefe del Estado, firmará el decreto por el cual se convoca a nuevas elecciones, que deberán llevarse a cabo en poco menos de dos meses, el próximo 26 de junio.

Pero, ¿cómo se llegó hasta aquí?


Tras la jornada electoral del 20 de diciembre, el Partido Popular (PP), de Rajoy, salía como vencedor, con el 28.7 por ciento de los votos. No obstante, sólo obtuvo 123 escaños parlamentarios, de 350 que conforman el Congreso. Para gobernar en España, una monarquía parlamentaria, es necesario obtener una mayoría de 176 escaños.

Así, se abría la puerta para las negociaciones con otras fuerzas políticas, nada inédito en España, aunque esta vez llegar a un acuerdo no sería tan sencillo.

Y es que el fortalecimiento de nuevas fuerzas políticas provocó una fragmentación del voto que rompió con el habitual “duopolio” conformado por el derechista Partido Popular y el Partido Socialista Obrero Español, el PSOE (90 escaños), de izquierda.

Ahora, entraban en escena Podemos (69 escaños, en alianza con otras fuerzas menores), formación izquierdista que tomó como bandera el movimiento de los indignados del 2011. Y Ciudadanos (40 escaños), agrupación cercana al sector empresarial, más afín ideológicamente al PP, que pugna por una gran coalición que los una con populares y socialistas.

Ante la falta de los escaños necesarios para gobernar, y la dificultad de lograr apoyos de otros partidos, Rajoy decidió dar un paso al costado. Así, tocaba el turno de los socialistas y su líder, Pedro Sánchez, para buscar alianzas.

Pero Sánchez falló, incluso habiendo pactado con Ciudadanos en busca de un acuerdo que agrupara a fuerzas menores, mientras Rajoy miraba desde la barrera como presidente de un gobierno en funciones impedido de aprobar leyes.

Pasaron tres rondas de conversaciones en las que se intentó hallar a un candidato para gobernar, pero no hubo éxito y, bajo la Constitución española, ahora es tiempo de ir a nuevas elecciones.


¿CÓMO LLEGAN?
De acuerdo con la última encuesta del diario El País, el panorama no es alentador para España. Si hoy fueran las elecciones, los resultados serían muy parecidos a los de diciembre, con el PP a la cabeza y el PSOE en segunda posición, aunque con menor porcentaje de votos.

Pese a que continúa en cuarto sitio, Ciudadanos sería el mayor beneficiado de la falta de acuerdos pues su porcentaje de votos crecería más de dos puntos porcentuales, aunque seguiría sin alcanzar a Podemos en el tercer lugar, aun perdiendo éste cuatro puntos porcentuales.

Otro de los favorecidos sería Izquierda Unida, que vería casi duplicar su porcentaje de votos. Esta formación se encuentra negociando una alianza con Podemos para las elecciones de junio.


¿QUIÉN ES QUIÉN?

1
Mariano Rajoy


Mariano Rajoy, presidente en funciones y líder del Partido Popular. (Reuters)

Presidente del gobierno en funciones y líder del Partido Popular. Luego de no alcanzar los escaños necesarios para gobernar, y seguro de no poder obtener el apoyo de otras formaciones, declinó el ofrecimiento de aspirar a encabezar el Ejecutivo, pero se dice dispuesto a participar en las nuevas elecciones. Durante su mandato estallaron varios escándalos de corrupción dentro de su partido.

1
Pedro Sánchez

   

Pedro Sánchez, líder del Partido Socialista. (AP)

Líder del Partido Socialista. Rechazó la posibilidad de un pacto a gran escala con el PP, pero también una coalición de izquierda con Podemos, y decidió acercarse a Ciudadanos en un acuerdo que no fructificó y ahora enfrenta divisiones en su propio partido.

1
Pablo Iglesias

    

Pablo Iglesias, secretario general de Podemos. (AP)

Secretario general de Podemos, agrupación a la que se le ha señalado de haber recibido financiación de Venezuela e Irán, lo cual ha sido desestimado por los tribunales. Iglesias, académico de la Universidad Complutense de Madrid, y sus correligionarios, impulsan la derogación de reformas laborales aprobadas en los últimos gobiernos del PP y del PSOE.

1
Albert Rivera

    

Albert Rivera, líder de Ciudadanos. (AP)

El líder de Ciudadanos ha sido reacio a dar su respaldo a Rajoy, aunque aboga por una gran coalición que no incluya a Podemos, al que culpa de la falta de acuerdos tras los comicios de diciembre.

1
Alberto Garzón

  

Alberto Garzón, líder de Izquierda Unida. (Reuters)

Es líder de Izquierda Unida, partido que podría convertirse en el fiel de la balanza en los próximos comicios si se une a Podemos en una coalición de izquierda con la fuerza suficiente incluso para arrebatarle el segundo sitio al PSOE.

FECHAS CLAVE
03 de mayo:
 Convocatoria de nuevas elecciones
12 de mayo: Presentación de coaliciones
18 de mayo: Inicio del periodo para presentar candidaturas
23 de mayo: Fin del plazo para presentar candidaturas
30 de mayo: Proclamación de los candidatos
10 de junio:  Inicio de las campañas
20 de junio: Último día para publicar encuestas
24 de junio: A las 23:59 concluye la campaña electoral
26 de junio: Elecciones generales


¿CÓMO ESTÁ LA ECONOMÍA ESPAÑOLA?
Apenas en febrero, Bruselas advirtió que, aunque en franca recuperación, España era “muy vulnerable” a una nueva crisis, poniendo énfasis en la “desaceleración de las reformas” económicas puestas en marcha en los últimos años y en la falta de controles y estrategias de prevención contra la corrupción.

Las últimas cifras oficiales, publicadas el 28 de abril, indican que el desempleo en el primer trimestre de 2016 se ubica en 21 por ciento, una décima más que en el trimestre anterior, aunque 2.78 puntos menos respecto al mismo trimestre del año previo. En 2013, en el momento más álgido de la crisis, el paro llegó a rozar el 27 por ciento.


​Asimismo, durante el primer trimestre del año, la economía creció 0.8 por ciento respecto al trimestre anterior, el mismo avance que en los dos trimestres precedentes. En 2013, el PIB llegó hasta -0.4 por ciento e incluso en 2012 había sido de -0.8 por ciento.