Mundo

Combates en Siria
se detienen en inicio
de cese al fuego

En el primer día de un cese al fuego en Siria, como parte del pacto impulsado por Rusia y Estados Unidos y aceptado por el Gobierno sirio, los combates y las incursiones áreas se detuvieron en buena parte del país.
Reuters
27 febrero 2016 11:28 Última actualización 27 febrero 2016 11:31
Siria

(Reuters)

Los combates y las incursiones áreas de Rusia se detuvieron el sábado en buena parte de Siria, en el primer día de un cese al fuego que parecía cumplirse como parte de un acuerdo descrito por Naciones Unidas como la mejor esperanza para alcanzar la paz desde que la guerra civil empezó hace cinco años.

Ante los términos de un pacto impulsado por Rusia y Estados Unidos y aceptado por el Gobierno sirio y muchos de sus detractores, los enfrentamientos deben detenerse, a fin de poder enviar ayuda a los civiles y dar paso a negociaciones para terminar con una guerra que ha dejado más de 250 mil muertos y 11 millones de personas sin hogar.

Rusia, que advirtió que continuaría con sus incursiones contra áreas controladas por combatientes islámicos que no están incluidos en la tregua, dijo que suspendería todos los vuelos sobre Siria durante el sábado para asegurar que no se ataquen blancos incorrectos por error.

Facciones rebeldes reportaron supuestas infracciones ocasionales del Gobierno, y un comandante insurgente advirtió que éstas podrían llevar a un colapso del acuerdo. Una fuente del Ejército sirio negó que sus fuerzas estuvieran violando la tregua.

Medios estatales describieron ataques con misiles cerca de Damasco y varias incursiones letales por parte de Estado Islámico. Pero en general el nivel de violencia se redujo.

"Recemos para que esto funcione porque francamente es la mejor oportunidad que el pueblo sirio ha tenido en los últimos cinco años para ver algo mejor y con suerte vinculado a la paz", dijo el enviado de la ONU a Siria, Staffan de Mistura, en una rueda de prensa en Ginebra, aunque aclaró que esperaba incumplimientos ocasionales de la tregua.

El acuerdo es el primero de su tipo en cuatro años y, si se respeta, podría ser el más exitoso en Siria hasta el momento.

Pero hay puntos débiles en el pacto que no fue firmado directamente por las partes enfrentadas en Siria y que es menos vinculante que un cese al fuego formal. Además, la tregua no alcanza a grupos yihadistas poderosos como Estado Islámico y el Frente al-Nusra, el brazo de al Qaeda en Siria.