Monterrey

Sube 13.86% deuda de firmas regias en 2015

Aunque mejoras operativas les permiten registrar un incremento de 20.72 por ciento en el flujo respecto al 2014.
ARTURO BÁRCENAS
abarcenas@elfinanciero.com.mx
02 marzo 2016 8:24 Última actualización 02 marzo 2016 8:37
Empresas Regias

Las regias en BMV también mejoran su posición de efectivo.

Al cierre del año pasado, la deuda conjunta de 15 empresas regiomontanas que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) ascendió a 664 mil 493 millones de pesos, lo que representó un incremento de 13.86 por ciento respecto a los 583 mil 593 millones de pesos registrados en el 2014.

No obstante este mayor apalancamiento, las empresas presentan dos aspectos positivos, uno es el de una mayor posición de efectivo entre ambos años, al pasar este rubro de 110 mil millones de pesos en el 2014 a 143 mil 962 millones el año pasado, un 30.87 por ciento más.

Otro de los factores positivos es una mayor generación de flujo de operación, el cual se ubicó en 219 mil 186 millones de pesos, 20.72 por ciento más que el registrado en el 2014, cuando se ubicó en 181 mil 568 millones de pesos.

Analistas del mercado señalaron que el incremento de la deuda de las empresas se explica en una parte por la depreciación del peso ante el dólar y en otra por las inversiones realizadas en el 2015.

Agregaron que el sólido desempeño en el flujo de operación de estas empresas fue resultado de mayores eficiencias operativas, lo que se tradujo en menores costos de operación.

SÓLO VITRO Y OMA BAJAN SUS PASIVOS
Durante el año pasado, prácticamente todas las firmas reportaron un incremento en su deuda total, con excepción de Vitro y Grupo Aeroportuario Centro Norte (OMA), las cuales registraron una baja de 99.92 por ciento y 0.61 por ciento, respectivamente.

Claudio del Valle, director general de administración y finanzas de Vitro, dijo que su deuda total se redujo en un 99.9 por ciento a un millón de dólares, de mil 188 millones de dólares al cierre del 2014, debido a que se utilizó una porción de la utilidad de la venta del negocio de Envases de Alimentos y Bebidas, por 2 mil 150 millones de dólares, para pagar sus pasivos.

Por su parte, Cemex es la prueba más nítida del impacto de la fortaleza del dólar en su estructura financiera, pues mientras que en dólares su pasivo bajó 964 millones, incluyendo deuda total más notas perpetuas, al pasar de 16 mil 291 millones de dólares al cierre del 2014, a 15 mil 327 millones al cierre del año pasado, su deuda en pesos se incrementó 9.96 por ciento como resultado de la devaluación del peso ante el dólar.

Así, al cierre del cuarto trimestre del año pasado la deuda total de la cementera, sin incluir las notas perpetuas, ascendió a 256 mil 502 millones de pesos, respecto a los 233 mil 267 millones al cierre del 2014.

“El flujo de efectivo libre durante el cuarto trimestre, más los recursos de nuestras desinversiones fueron utilizados principalmente para restablecer nuestra caja y para pagar deuda”, indicó la empresa.

Idalia Céspedes, Gerente de Deuda Corporativa de Casa de Bolsa Banorte Ixe, señaló en un reporte que “resultado de sus esfuerzos por refinanciar deuda, ahora Cemex cuenta con un perfil de vencimientos más flexible”.

Agregó que pese a lo anterior, el foco de atención se centra en los compromisos del 2018 y 2019 que ascienden a 2 mil 455 millones de dólares y 3 mil 259 millones de dólares, respectivamente, a los cuales no duda que Cemex dirija los próximos prepagos, o bien lleve a cabo refinanciamientos.

“Cabe señalar que los esfuerzos para el refinanciamiento de la deuda han resultado en un perfil de vencimientos más flexible para la empresa con una vida promedio de 5.1 años”, comentó.