Monterrey

Rechazan cuentas públicas de Rodrigo Medina y Margarita Arellanes

Cabe destacar que se considera como un hecho histórico este hecho, ya que es la primera ocasión que se rechazan las cuentas públicas de un ex gobernador, así como de un ex alcalde de Monterrey.
Alejandra Mendoza
24 agosto 2016 15:13 Última actualización 24 agosto 2016 15:13
Rodrigo Medina de la Cruz

Rodrigo Medina de la Cruz

En sesión extraordinaria en el Congreso local, los expedientes en el periodo de 2013 y 2014, de las gestiones de Rodrigo Medina y Margarita Arellanes, fueron rechazadas por unanimidad.

Cabe destacar que se considera como un hecho histórico este hecho, ya que es la primera ocasión que se rechazan las cuentas públicas de un ex gobernador, así como de un ex alcalde de Monterrey.

Tales cuentas fueron rechazadas por encontrar pagos a empresas fantasmas, pagos que no concordaban con el presupuesto realizado, entre otros.

En las gestiones de 2013 y 2014, en el gobierno de Rodrigo Medina, se cuestionaron montos no solventados que asciende a 3,285 millones y 4 mil 484 millones de pesos respectivamente. Los de 2013, corresponden al contrato celebrado con la armadora de autos Kia, caso que actualmente enfrenta el ex gobernador Rodrigo Medina, y en el que fue vinculado por el ejercicio indebido de funciones.

En el caso de Margarita Arellanes, ex alcaldesa de Monterrey, se encontraron diversos montos no solventados por 17 millones de pesos, 4 millones de pesos, y 783 mil pesos, 595 mil pesos, correspondientes a obras públicas, a pago de servicios, entre otros.

Samuel García, coordinador de la bancada de Movimiento Ciudadana, señaló en el Pleno, que una vez que se haya informado de este rechazo a la Auditoría Superior de Justicia, ésta debe dar seguimiento a los procesos.

“Consideramos enérgica la tarea de la Comisión de Hacienda en haber reprobado esta cuenta a la brevedad, para darle también a la brevedad la obligación e instrucción a nuestro auditor de actuar, actualmente el gobernador enfrenta el proceso penal; desgraciadamente no instaurados por la Auditoría, sino por el ejecutivo”, dijo.

>