Monterrey

Refinería de Cadereyta reinicia parcialmente operaciones

La refinería realizó un paro seguro desde el pasado martes, luego de registrar problemas en el suministro de agua de sus calderas. La unidad dota de gasolinas a estados como Nuevo León, Coahuila y Chihuahua.
Redacción
25 julio 2016 11:16 Última actualización 25 julio 2016 18:6
Cadereyta

(Bloomberg)

La petrolera estatal mexicana Pemex dijo este lunes que su refinería en Cadereyta, Nuevo León, reinició parcialmente operaciones el domingo luego haber parado varias unidades desde el martes pasado por problemas en el suministro de agua a sus calderas.

Un portavoz de la empresa dijo que la refinería Ing. Héctor R. Lara Sosa, con capacidad para procesar 275 mil barriles por día (bpd), había comenzado a producir gasolinas.

“Ayer reinició parcialmente la operación en la refinería Cadereyta. Se siguen los protocolos para aumentar la producción de forma segura”, publicó Pemex en su Twitter oficial.


Las plantas hidrodesulfuradoras y otras unidades de la refinería fueron llevadas a paro seguro el martes ante la disminución gradual de la presión en el río Ramos que alimenta de agua a las calderas.

La refinería provee combustibles a Nuevo León, Coahuila, Chihuahua y parcialmente a Tamaulipas, Durango, Zacatecas y San Luis Potosí.

La refinería procesó 121,472 barriles por día (bpd) en mayo, muy por debajo de su capacidad de 275,000 bpd, en medio de una caída de la producción de crudo asociada al declive de campos y recortes de inversiones por el desplome de los precios petroleros.

Pemex cuenta con seis refinerías en el país que procesaron 1.008 millones de bpd en mayo aunque tienen una capacidad conjunta de 1.6 millones de bpd.

El país importa más de la mitad de las gasolinas que consume. La estatal produjo en mayo 352,572 bpd de ese combustible mientras que importó 459,929 bpd.

El paro de la refinería de Cadereyta obligó a Pemex a incrementar el volumen de importación de combustibles, esto a fin de suplir la producción de esta fábrica, lo que llevará al país a depender de entre 62 y hasta 68 por ciento de gasolinas compradas en el extranjero.

Bloomberg informó que el volumen de hidrocarburos que la petrolera tendría que importar próximamente podría ser de entre 50 y hasta 100 mil barriles diarios de gasolinas y diésel adicionales, con el propósito de compensar el cierre de la refinería, según estimaciones de una fuente que pidió el anonimato. Pemex, sin embargo, dijo que no podía especular sobre el volumen de hidrocarburos que importaría.

: