Monterrey

Las sociedades por acciones simplificadas (unipersonales)

OPINIÓN. La gran ventaja que tiene este nuevo tipo de sociedad, es que las personas físicas con actividades empresariales pueden ahora evitar la contingencia de ver comprometido todo su patrimonio personal.
COMENTARIO
ECONÓMICO

MARCO A.
PÉREZ
VALTIER
09 marzo 2016 9:49 Última actualización 09 marzo 2016 9:55
Marco A. Pérez Valtier

Marco A. Pérez Valtier

Una vez aprobada por la Cámara de Diputados la iniciativa turnada por el Senado donde se reforma la Ley de Sociedades Mercantiles, y se crea la nueva figura de la Sociedad por Acciones Simplificada, la cual se publicita como de cero costo y de trámite en un día, que permitirá la creación de sociedades unipersonales, solo falta la publicación en el Diario Oficial de la Federación, por parte de la Secretaría de Economía.

Tomando como modelo la Ley Colombiana 1258 promulgada en el año de 2008, donde se legisla esta forma de sociedad mercantil que puede ser constituida por una o más personas, desde el año pasado se formuló esta iniciativa de reforma a la Ley de Sociedades Mercantiles en nuestro país, teniendo como Cámara de Origen al Senado de la República, quien el pasado mes de diciembre aprobó la iniciativa y la turnó a la Cámara de Diputados.

El pasado mes de febrero la Cámara de Diputados completó el proceso legislativo correspondiente para que a través de Internet se puedan constituir este nuevo tipo de sociedades unipersonales a costo cero y en 24 horas, el cual se espera que pueda estar operable a partir del mes de septiembre en el portal de la Secretaría de Economía.

La gran ventaja que tiene este nuevo tipo de sociedad, es que las personas físicas con actividades empresariales pueden ahora evitar la contingencia de ver comprometido todo su patrimonio personal, en caso de demandas o de juicios laborales, ya que bajo esta nueva figura, la responsabilidad económica se limitará al monto del capital invertido, ya que actualmente responden con todo sus bienes.

La limitante que se plantea es que los ingresos de la sociedad no excedan de cinco millones de pesos, caso en el que deberán transformarse en otro tipo de sociedad por acciones, ya no la simplificada.

La Secretaría de Economía se encuentra en pláticas con el Servicio de Administración Tributaria, con el objeto de apoyar fiscalmente a este nuevo tipo de sociedades, para que puedan cumplir con sus obligaciones fiscales de manera simplificada, a la vez de negociar con el sistema financiero, esquemas crediticios apropiados para este universo de micro empresarios que está por constituirse.

Para dar de alta este tipo de nueva sociedad, se estará pidiendo que ya se tenga el trámite de denominación o razón social, el cual se espera que pueda ser realizado también por Internet, en tiempo real, así como contar con firma electrónica avanzada.

Si bien algunas voces señalan que se podría abrir una nueva puerta a la elusión fiscal y al lavado de dinero, ya que aún no se diseñan los mecanismos de verificación y de control que se requieren, sobre todo en materia de identidad de los nuevos accionistas, es de esperarse que en la medida que cobre importancia este tipo de sociedades, las autoridades implementen los mecanismos apropiados de verificación y control.

* El autor es especialista en estudios económicos y de finanzas públicas. Actualmente ocupa el cargo de Socio Economía en Pérez Góngora y Asociados.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.