Monterrey

IMCP prevé  un año complicado

Está a punto de concluir el tercer mes del año y el panorama económico no sólo para la entidad, sino para todo el país luce complicado, señaló Leobardo Brizuela, presidente del Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP).
Daniel Anguiano
24 marzo 2015 20:9 Última actualización 25 marzo 2015 5:0
IMCP. (El Financiero)

IMCP. (El Financiero)

MONTERREY.- Está a punto de concluir el tercer mes del año y el panorama económico no sólo para la entidad, sino para todo el país luce complicado, señaló Leobardo Brizuela, presidente del Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP).

Detalló que la reforma fiscal, aunado al panorama sinuoso ocasionado por el desplome de los precios del petróleo y la volatilidad del peso ante el dólar, generan un ambiente incierto en lo que resta del año y el próximo.

“Es un año donde se ve una situación complicada, donde las tasas de interés se nos van a subir, estamos viendo la afectación del precio del dólar, una situación donde el incumplimiento de pagos se nos veía venir, entonces, lo que queremos es decirle a todos que tengamos mucha precaución, vamos a tener poca liquidez en este 2015”, dijo.

Durante su visita a la ciudad donde compartió foro con Roberto Cavazos, presidente del Instituto de Contadores Públicos de Nuevo León (ICPNL), Brizuela señaló que la reforma fiscal que implementó la actual administración federal propicia una fuerte carga para las empresas, cuando lo que debiera hacer es incentivar la inversión.

“Las nuevas empresas ya vendrán con un nuevo esquema en el que toda la prestación que se le da al trabajador sea grabable. Seguimos con una tristeza, estamos en un país donde la informalidad está al 60 por ciento, solamente por debajo de Guatemala, Honduras y El Salvador”, agregó.

“Es un año donde vamos a mostrar resultados muy desalentadores para las empresas, recuerden que en México tenemos una tasa de impuesto del 30 por ciento, pero agréguenle el 10 por ciento de la participación de los trabajadores en las utilidades, que en otros países no existe; agréguenle otro 10 por ciento que también nos regaló la reforma sobre el dividendo, estamos hablando de un 50 por ciento”, dijo.

En este sentido, señaló que hay países donde sólo se paga un impuesto que asciende al 26 por ciento, por lo cual sería más atractivo para los inversionistas.

“La parte fiscal es algo que el empresario siempre analiza para instalarse. México necesita inversión, México necesita empleo, modificar una situación fiscal”, enfatizó.

Asimismo, agregó que para los contribuyentes que se van a agregar al Régimen de Incorporación Fiscal (RIF), luego de pasar por un periodo de no reportar, será complicado que logren hacerlo sin contratiempos.
“Creemos que todos los mexicanos debemos contribuir
proporcionalmente a lo que ganamos, y estamos hablando de que hay personas que ganan 2 millones de pesos, cuántos de nosotros no ganamos esa cantidad y sí contribuimos”, añadió.