Monterrey

Destaca cerveza mexicana en EU

Las ventas de esta bebida importada ascendieron a 4,454.8 millones de dólares el año pasado. Corona Extra se ubica en primer lugar entre las cervezas enviadas a ese país.
Arturo Bárcenas/ Juan Antonio Lara
20 abril 2014 22:34 Última actualización 21 abril 2014 5:0
 [Una encuesta reveló que la cerveza mexicana tiene fama de buena e incluso excelente. / Bloomberg]  

Expertos atribuyen el crecimiento en el segmento de la cerveza mexicana a la creciente población hispana en Estados Unidos. (Bloomberg)

Durante el año pasado, las cervezas mexicanas registraron un desempeño favorable en el mercado estadounidense, pues reportaron crecimientos importantes, tanto en ventas como en volúmenes, respecto al 20012, de acuerdo a un reporte de Beverage Industry.

Jennifer Haderspeck destacó que gran parte del crecimiento de las cervezas importadas en Estados Unidos está siendo impulsado por las marcas mexicanas, pues éstas crecieron en promedio el doble de lo que lo hicieron las cervezas importadas en su conjunto, 11.1 por ciento, contra 5.3 por ciento.

Los expertos atribuyen el crecimiento en el segmento de la cerveza mexicana a la creciente población hispana en los Estados Unidos, y la agresiva comercialización de estas marcas.

Esta tendencia se está registrando a pesar del hecho de que las cervezas importadas tienden a tener un precio más alto que las cervezas nacionales.

Ofrece The Beer Company nueva opción a regios

Con un catálogo de 300 variedades de cerveza importada y artesanal, a partir de este año la empresa The Beer Company es para los regiomontanos una nueva alternativa en bebidas alcohólicas.

Héctor Marroquín, empresario regiomontano y propietario de la tienda ubicada en la Colonia Anáhuac, dijo que los consumidores regiomontanos están muy interesados en paladear nuevos sabores y tomar menos cerveza, pero de mejor calidad.

“Nosotros estamos buscando un nuevo mercado, no tratamos de competir con las grandes cervecerías del país.

Nuestro productos es para alguien que busca nuevos sabores”, expresó Marroquín.

El empresario regio invirtió 280 mil pesos en esta tienda, la número 48 a nivel nacional de la cadena The Beer Company, que tiene presencia en el Distrito Federal, Estado de México, Guanajuato, Morelos, Oaxaca, Puebla, San Luis Potosí, Sinaloa, Veracruz y Yucatán.

Felipe Medina, director general de esta cadena, dijo que la tienda de Monterrey es la punta de lanza para entrar al norte de México, ya que tienen planes para abrir otros puntos de venta en Culiacán, Chihuahua y Saltillo durante este año para llegar a finales del 2014 a 85 tiendas en el país.

Nuestra intención es llegar a 85 puntos de venta este año. Es algo agresivo y ambicioso, pero son cifras posibles”, indicó Medina, al señalar que en el 2013 tuvieron ventas por 35 millones de pesos, un crecimiento muy alto comparado con el 2012, cuando vendieron poco más de 2 millones de pesos.

Esta empresa es líder en la venta y distribución de cerveza importada y artesanal, y funciona bajo un esquema parecido al de una franquicia, donde ofrece a los inversionistas el nombre comercial, el “know how” de la empresa y el uso de la marca.

“Es un esquema parecido al de franquicia, ya que manejamos una sola imagen, pero no cobramos regalías. Es una cesión de derechos de uso de marca, donde la relación es ganar-ganar”, explicó el fundador de la firma.

La cerveza que se vende en estas tiendas proviene de varios países de Europa, como Alemania, Bélgica y Holanda, y otros países de Latinoamérica.

“Esta es la primera tienda con la nueva imagen de la empresa, donde además de vender diversos tipos de cerveza ofreceremos mesas para degustación, venta de insumos para la elaboración de cerveza y literatura sobre cómo elaborar este tipo de productos”, indicó Medina.

Esta empresa surgió en septiembre de 2009 bajo el nombre de “Cerveza Importada.com”, con el objetivo de satisfacer la necesidad del consumidor mexicano por conocer nuevos estilos y marcas de cerveza de importación y también cerveza artesanal mexicana.

Comentó que una de las principales ventajas de la empresa es que siempre tienen el producto en tienda. Además, ofrecen variedades de cerveza que no se encuentran en otros lugares y cada tres meses incorporarán entre 10 y 15 nuevas variedades de cerveza.

Ganan mercado cervezas mexicanas

Mientras que en el mercado estadounidense siete de las diez principales marcas nacionales de cerveza registraron una disminución en sus ventas durante el año pasado respecto al 2012, las cervezas importadas mostraron una tendencia positiva, destacando las de origen mexicano, ocupando cuatro de los primeros 5 lugares, señala un reporte de la Beverage Industry.

En la medida en que la economía se estabiliza, los consumidores se están moviendo hacia las cervezas Premium disponibles en el segmento de productos importados, dijo Edward Hyseh, analista de Euromonitor International, con sede en Chicago.

“Las cervezas importadas registraron un papel mucho mejor que las cervezas nacionales”, destacó.

“Éstas registraron un crecimiento de 4 por ciento en términos de volumen y de casi 7 por ciento en ingresos”.

De hecho, el 43 por ciento de los consumidores estadounidenses han consumido cerveza importada en los últimos seis meses, de acuerdo con un informe de Mintel, publicado en diciembre de 2013.

Esta tendencia se está registrando a pesar del hecho de que las cervezas importadas tienden a tener un precio más alto que las cervezas nacionales, dijo Hyseh.

Pese a lo anterior, los consumidores están dispuestos a pagar esa cantidad extra para experimentar y conocer las cervezas importadas que son diferentes a las nacionales con las que la mayoría de los consumidores ya están familiarizados, agregó.

Sin embargo, esta diferencia de precios entre las cervezas importadas y el resto de la categoría se está reduciendo, dice Danelle Kosmal, vicepresidenta de servicios al cliente de Nielsen, con sede en Nueva York. “Los precios de las importaciones ha crecido, pero no en la misma proporción que la categoría”, señaló.

Además, el tipo de cambio puede ayudar a darle a este segmento una ventaja en un futuro próximo, de acuerdo al reporte de “Cervecerías en Estados Unidos”, de IBIS World, con sede en Santa Mónica, California.

“Una apreciación del dólar estadounidense será la principal influencia tanto para las exportaciones de la industria, como para la capacidad de las importadores para competir con las empresas locales”, afirma.
Beverage Industry indica que las ventas de las cervezas importadas sumaron 4,455 millones de dólares, lo que representó un incremento de 6 por ciento con relación al 2012, mientras que los volúmenes llegaron a 159.6 millones de cajas unidad, es decir, 4.5 por ciento más que hace un año.

La cerveza Corona Light, de Grupo Modelo, se mantiene como la número uno entre las importadas en Estados Unidos. Muy lejos de su más cercano perseguidor, que en el 20013 fue Heineken.

Las ventas de la cerveza mexicana ascendieron a 1,221.4 millones de dólares, 7.1 por ciento más que en el 2012, mientras que los volúmenes sumaron 41.2 millones de cajas unidad, 5.6 por ciento más.

Entre las primeras seis marcas importadas más importantes, Heineken fue la única que registró un ligero retroceso tanto en volúmenes como en ventas, siendo éstos de 1.3 por ciento y 0.5 por ciento, respectivamente, para ubicarse en 22.5 millones de cajas unidad y 669.3 millones de dólares.

En tercer puesto se ubicó la Modelo Especial con ventas de 574.6 millones de dólares, 24.5 por ciento más alto que hace un año, y con volúmenes de 21.7 millones de cajas unidad, 19.9 por ciento mayores al 2012.

En general, el estudio indica que los ingresos totales generados por las marcas nacionales durante el año pasado sumaron 23,708 millones de dólares, lo que representó un incremento de solamente 0.8 por ciento; mientras que los volúmenes desplazados fueron de 1,198.7 millones de cajas unidad, es decir, una baja de 1.3 por ciento en relación
a los registrados durante el 2012.

Entre las cinco principales marcas nacionales, solamente la Coors Light fue la que salió bien librada de esta tendencia, pues registró un alza de 3.1 por ciento en ingresos y de 1.8 por ciento en volúmenes, para ubicarse en 2,360.4 millones de dólares y 118.5 millones de cajas unidad, respectivamente.

Por el lado negativo, la marca que tuvo el peor desempeño fue Miller High Life registrando una caída de 8.5 por ciento en ingresos, al sumar 476.9 millones de dólares y de 9.8 por ciento en volumen, al desplazar solamente 30.3 millones de cajas unidad.

Pero la marca líder no escapó de esta tendencia negativa, pues el reporte indica que durante el año pasado la cerveza Bud Light generó ingresos por 5,947 millones de dólares y un volumen de 294.8 millones de cajas unidad, lo que representó una baja de 0.5 por ciento y 1.1 por ciento, respectivamente, con relación al 2012.

Así, mientras que la categoría de las cervezas nacionales se está desacelerando, la de cervezas importadas está creciendo de manera importante, indicó Jennifer Haderspeck, en el reporte de Beverage Industry.