Mis Finanzas

Remodela tu casa, tu aguinaldo puede echarte la mano

Si estás a punto de recibir tu aguinaldo, puedes invertirlo en realizar algunas remodelaciones en tu hogar, las cuales podrán mejorar la habitabilidad y así obtener una mejor ganancia si pronto piensas vender el inmueble.
Redacción
06 diciembre 2017 22:5 Última actualización 07 diciembre 2017 5:0
aguinaldo

aguinaldo

El fin de año puede ser una oportunidad para mejorar la apariencia de tu hogar. Si estás a punto de recibir tu aguinaldo, puedes invertirlo en algunas remodelaciones.

“El aguinaldo es un ingreso extraordinario, o bien un ahorro inducido al cierre del año. Por lo que te conviene hacer una evaluación del estado de tu vivienda, lo que puede hacer evidente la opción de remodelar”, señaló Leonardo González, analista de Real Estate, de Propiedades.com.

Estas modificaciones pueden ayudarte a mejorar la habitabilidad y obtener una mejor ganancia si planeas vender el inmueble en el futuro, y si está reparado, el proceso será más rápido y viable, aseguró González.

De acuerdo con una estimación realizada por el portal inmobiliario Propiedades.com, en la Ciudad de México, un departamento nuevo es hasta un millón 56 mil 700 pesos más caro que uno usado, y aunque nunca podrás vender como nuevo un inmueble remodelado, lo podrás ofrecer más caro.

“Las mejoras incrementales, como una nueva habitación o un garage adicional tienen un efecto positivo en valor del inmueble. Aunque cada hogar valora sus amenidades diferente, lo mejor es implementar mejoras a aquellas características de calidad”, aseguró González.

“En caso que las reparaciones sean efectivas, esto se podría convertir en una práctica recurrente cada año, pues cuando la vivienda está en mejores condiciones, aumenta el bienestar”, destacó.

El primer paso que debes realizar para que tu aguinaldo no se vaya como agua, es armar un presupuesto. En él podrás ordenar tus ingresos y gastos y planear tus finanzas y evitar que tu dinero se acabe en gastos innecesarios o compras impulsivas, sugiere la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) en su página web.

MANOS A LA OBRA

El ingeniero y director responsable de obra Raúl Aranzabal explicó que las remodelaciones más comunes son pintura y aplanado de muros, cambio de muebles de cocina o baño y colocación de paredes de tablaroca.

Tras eso, es necesario reparar fisuras y eliminar filtraciones de agua, ya que esto puede perjudicar los tabiques y dañar permanentemente los muros.

Además, hay que evitar dejar varillas expuestas, ya que al oxidarse afectan la estructura del espacio.

Aranzabal recomendó contratar empresas especializadas en el tema, o buscar a un arquitecto o ingeniero.

“Lo mejor es acudir con una constructora que pueda dar al menos un año de garantía”, dijo el experto.

Recomendó también notificar a las autoridades municipales o delegacionales que se harán cambios en la propiedad y también avisar a los vecinos que entrarán personas desconocidas.

La Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi) capitalina ofrece vía Internet una lista de directores responsables de obra para confirmar que se encuentren acreditados.