Mis Finanzas

3 mitos de los seguros
de gastos médicos

En el país va en aumento la contratación de seguros de gastos médicos mayores, aunque aún es muy baja la penetración debido a algunos mitos relacionadas con la cobertura de enfermedades previas y los costos.
Daniel Villegas
20 julio 2015 23:29 Última actualización 21 julio 2015 6:20
ME. 3 mitos de los seguros de gastos médicos.

SI vas a contratar un seguro de gastos médicos mayores, infórmate sobre los requerimientos y condiciones. (Alejandro Gómez)

Hay tres grandes mitos alrededor de la adquisición de un seguro de gastos médicos mayores (SGMM) para la cobertura de problemas de salud como enfermedades, accidentes o sucesos como la maternidad.

El primero es que son onerosos, que representan un gasto constante que pueden desequilibrar tus finanzas personales; el segundo es que si se posee una enfermedad o condición previa es prácticamente imposible conseguirlo; y el tercero, que sólo es necesario contratarlo durante la edad adulta.

¿POR QUÉ?
Este tipo de servicios son generalmente percibidos como innecesarios. Actualmente, en el país entre 7 y 8 por ciento de la población, aproximadamente 8.6 millones de personas cuentan con un seguro de gastos médicos mayores. Este hecho obedece a que existen muchas dudas alrededor del tema.

Miguel Medellín, director comercial de Pan-American, dijo que lamentablemente, en la actualidad estos seguros sólo se ven como una inversión en el momento en que se utilizan, situación que las aseguradoras se han esforzado por anular.

Para ello han adoptado diferentes prácticas, como permitir que las consultas médicas regulares sean parte del seguro.

Los SGMM vienen en diferentes presentaciones, por lo que prácticamente existen posibilidades para todo tipo de personas.
En general, comentó Medellín, las personas deberían destinar entre 5 y 10 por ciento de sus ingresos a la contratación de un SGMM.

¿CUÁNDO?
Otro de los mitos corresponde a la edad. La mayoría de las personas no creen necesitar este tipo de servicios sino hasta alcanzar una etapa madura.

Edgar Baqueiro, socio director de B&C seguro de gastos médicos, comentó que si eres consciente de que siempre se corren riesgos, guardarías una cantidad de dinero para la salud, en caso de que se presentara algún percance.

El asunto es que estas cantidades son fuertes y no se podrían utilizar en ningún otro rubro, por ejemplo, como inversión, indicó.
“Pero la forma más barata de tener tu salud asegurada es con este tipo de servicios”, añadió.

Para el especialista lo ideal es que en cuanto se comience a obtener ingresos o percepciones o se alcance la suficiencia económica se adquiera un seguro de esta clase.

“Lo importante es proteger tu patrimonio y estar prevenido para cualquier situación de infortunio, pues en el largo plazo esta inversión puede rendir frutos no sólo en un aspecto monetario, sino en tranquilidad”, anotó.

¿QUIÉNES?
Otra duda común es que si posees una enfermedad o condición previa ya no puedes contratar este tipo de servicio, lo cual es erróneo.
Sin embargo, es importante no mentir cuando estés solicitando el SGMM, pues esto podría invalidar tu póliza.

Existen diferentes modelos para personas con condiciones previas, por ejemplo si recientemente sufriste de un accidente la cuota del seguro podría incrementarse o el deducible.

Algunas enfermedades precedentes con las que sí puedes contratar un SGMM son litiasis, rinitis alérgica o gastritis, comentó Baqueiro.
No obstante, hay condiciones degenerativas que sí podrían impedirte la contratación de un SGMM, como cáncer, hipertensión o las enfermedades auto inmunes.