Mis Finanzas

Invierte a lo seguro
y protégete de accidentes

Ya sea para planear el retiro o para alcanzar una meta, hay pólizas que permiten incrementar los recursos, al tiempo que protegen al usuario. Los rendimientos que otorgan dependen
del plazo y del tipo de riesgo adquirido en el portafolio y tienen
la ventaja de no ser gravados con el Impuesto sobre la Renta.
Darinka Rodríguez
13 mayo 2014 21:59 Última actualización 14 mayo 2014 5:0
ahorro

Pólizas de ahorro protegen contra incidentes imprevistos. (Carlos López)

CIUDAD DE MÉXICO.- La vida es incierta y presenta constantes retos. En México, la tasa de remplazo para el retiro es de 28.5 por ciento, es decir, que en el retiro sólo se podrá recibir alrededor de la cuarta parte del último sueldo percibido, de acuerdo con datos de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE).

En tanto, se estima que 21.6 millones de personas fueron víctimas de algún delito durante 2012 , según datos del INEGI. Por ello, el ahorro para el retiro y la protección contra accidentes constituyen una prioridad.

Héctor Neyra, director de Zurich Fondos México, señaló en entrevista que el ahorro mediante una póliza de vida ofrece al usuario una doble protección con miras a tener una tasa de reemplazo para el retiro, cercana o mayor a 70 por ciento.

“Las pólizas con ahorro tienen dos componentes: lo que cuesta asegurarse y lo que se acumula de los ahorros, y esta póliza combina los dos; éste último componente se liga a un fondo de inversión y en caso de fallecimiento o accidente se asegura cierto capital, pero al mismo tiempo se puede acumular dinero con rentabilidad de fondos de inversión”.

Dependiendo de la edad, perspectivas y necesidades de liquidez del ahorrador se pueden establecer varios panoramas de ahorro.

Por ejemplo, si al momento de la jubilación se busca tener una mensualidad de 20 mil pesos, tomando en cuenta una inflación de 4 por ciento anual, una persona de 25 años debe ahorrar mil 964 pesos mensuales; una persona de 30 años debe aportar 2 mil 642 pesos; y una de 50 años tendría que guardar 11 mil 277 pesos para tener acceso a estos recursos a los 65 años por las siguientes dos décadas. Estos montos incluyen el pago de una póliza.

De acuerdo con el directivo, “quienes más se preocupan y toman este tipo de pólizas son quienes tienen hijos, pues piensan en la protección que darán a su familia, por lo que buscan formar capital con el ahorro hecho y al mismo tiempo contar con protección en caso de algún accidente”.

CÓMO SE INVIERTE

Hay diversas pólizas de vidas cuya modalidad de inversión se hace a través de fondos que el usuario elija, dependiendo de su perfil de riesgo y del plazo, ya sea para el retiro o para la adquisición de otro bien.

En ese sentido, el directivo de Zurich explicó que una de las ventajas de la adquisición de estas pólizas es del orden fiscal, pues quien invierte lo hace de manera indirecta, evitando el gravamen a las ganancias en la bolsa. “Las pólizas con ahorros acogidas al artículo 93 del Impuesto sobre la Renta, no pagarán impuestos a la ganancia; sobre todo quienes cuentan con cierto capital”, explicó.

Así, con base en la edad y el riesgo que se quiera correr, el usuario tiene la opción de acceder a fondos con deuda gubernamental, corporativa y renta variable, entre otros.

El usuario es quien puede armar sus portafolios. Zurich indica que los fondos de deuda a mediano plazo tienen rendimientos promedio de 3.28 por ciento y los de largo plazo de alrededor de 8.11 por ciento a tasa anualizada.

Por su parte, Axa Seguros plantea rendimientos de 3.8 por ciento en sus fondos balanceados, por lo que es importante que se considere el perfil de riesgo y el plazo deseado.

TIPS

1. Fijar objetivos. Para el enganche de un auto, de una casa o para el retiro, establece metas.

2. Destina fondos fijos. Lo recomendable es destinar entre 10 y 15 por ciento de los recursos al ahorro.

3. Conoce el monto. En caso que tu meta de ahorro no sea cubierta, las pólizas de ahorros le dan la garantía de que llegará, en caso de sufrir algún accidente.

4. Compara. Hay diversas opciones en el mercado, acude a un asesor en caso de tener dudas o a la Condusef cuando haya alguna controversia.