Mercados

Petróleo sufre primera caída de la semana; Brent cierra en 50.75 dlrs

La tendencia negativa de este lunes cumplió tres semanas consecutivas, en medio de los temores de que el recorte de producción aplicado por el cartel de productores desde principios de año no sea suficiente para reducir el exceso de oferta en el mercado.
Redacción
27 marzo 2017 8:14 Última actualización 27 marzo 2017 14:41
Petroleo en Rusia. (Reuters)

Petroleo en Rusia. (Reuters)

Los futuros del petróleo de Londres y Estados Unidos cerraron operaciones con marginales pérdidas al final de la sesión, en medio de la depreciación del dólar a nivel global y la incertidumbre sobre si la OPEP prolongará un compromiso para reducir la oferta global del crudo para contrarrestar el superávit.

En el Intercontinental Petroleum Exchange (ICE) de Londres, el barril de petróleo tipo Brent del Mar del Norte para entrega en mayo cedió 0.29 por ciento, para terminar en 50.75 por ciento.

En la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), el barril de crudo del West Texas Intermediate (WTI) para entrega en mayo, perdió 0.50 por ciento, para quedar en 47.73 dólares.

Por su parte, los contratos de gasolina para entrega en abril, aún de referencia, subieron 1 centavo hasta 1.62 dólares el galón, y los de gas natural con vencimiento en ese mismo mes bajaron 2 centavos hasta 3.05 dólares por cada mil pies cúbicos.


El comité creado por la OPEP y otros grandes productores para reducir las extracciones admitió el fin de semana que el impacto positivo de sus ajustes se ha visto ralentizado por factores como la baja demanda estacional y el aumento de la oferta en países externos al grupo.

Asimismo, acordaron revisar si el acuerdo global para limitar los suministros debería ser extendido por seis meses. Un borrador previo al comunicado había recomendado que la medida se aplicara por otros seis meses.

El número de plataformas petroleras activas en Estados Unidos subió por décima semana seguida, según datos de la firma de servicios de energía Baker Hughes publicados el viernes, dado que las firmas de energía aumentaron su gasto en nueva producción.