Mercados

Euro toca mínimo de cuatro días frente al dólar 

El euro cayó este lunes en medio de las apuestas sobre el estímulo que pueda ofrecer el Banco Central Europeo en su reunión de esta semana para respaldar el frágil crecimiento en la zona euro, mientras el dólar se afirmaba tras el sólido reporte de nóminas de la semana pasada.
Agencias
07 marzo 2016 12:19 Última actualización 07 marzo 2016 13:18
euro

(Bloomberg)

El euro declinó por primera vez en cuatro días ante la especulación de que el Banco Central Europeo(BCE) ampliará el jueves el volumen de sus compras mensuales de activos, además de esperar otro recorte a la tasa de depósito de la entidad, que ya es negativa.

El euro cedía un 0.5 por ciento en la sesión, a 1.0950 dólares y caía un 0.7 por ciento ante el yen, a 124.34 yenes.

El índice dólar, que compara a la divisa estadounidense con una canasta de monedas, caía 0.08 por ciento, a 97.274. No obstante, el billete verde bajaba 0.1 por ciento ante el yen, a 113.60 yenes.

La moneda que comparten los 19 miembros del bloque europeo experimentó la mayor caída contra el dólar en una semana en momentos en que casi las tres cuartas partes de los economistas consultados en una encuesta de Bloomberg pronostican que el banco central extenderá las compras mensuales de bonos y todos menos uno consideran que se reducirá la tasa de depósito, que ya es inferior a cero.


“La presión sobre el euro se debe al BCE”, dijo Georgette Boele, una estratega monetaria de ABN Amro Bank NV en Ámsterdam.

“Esperamos un paquete de reducción más fuerte de la tasa y mayor flexibilización cuantitativa”, lo que es probable que deprima el euro a 1.05 euros por dólar para fines de junio.

El euro se debilitó y se acercó al nivel más bajo en un mes contra el dólar en tanto los pronósticos de estímulo del BCE contrastan con los planes de la Reserva Federal de subir las tasas de interés nuevamente este año.

En momentos en que los rendimientos negativos de la deuda soberana se extienden en Europa, los precios de los futuros indican una probabilidad de casi 75 por ciento de que el banco central estadounidense suba las tasas, lo que impulsa el atractivo de los activos con denominación en dólares.

El euro es la gran moneda de peor desempeño contra el dólar después de la libra en el último mes. Algo que también afecta al euro es el temor de los inversores de que el crecimiento de la región se desacelere en un contexto de creciente crisis de refugiados e incertidumbre política en España e Irlanda.