Mercados

Peso, dale las gracias a ellos por su ‘apoyo’

El rally de más de 15% del peso frente al dólar se debe no sólo a la debilidad del billete verde, también a una combinación de factores internos que impulsaron a la moneda mexicana, coincidieron expertos.
Abraham González
Abraham González | Clara Zepeda
20 julio 2017 4:55
Y nuestro peso sigue subvaluado.

Y nuestro peso sigue subvaluado.

La moneda mexicana tendrá que dividir su gratitud en partes iguales por el rally de más de 15 por ciento que ha tenido frente al dólar este 2017, de acuerdo con analistas y diversas métricas de mercado.

Por un lado, influyó la debilidad de la divisa estadounidense en el mercado internacional, lo que la ha llevado a un mínimo de casi un año frente a una canasta de 10 divisas.

Por el otro, el peso se vio beneficiado ante la alineación de factores internos -desde las elecciones locales hasta la mejora en la perspectiva de la calificación crediticia del país- que generaron mayor confianza y apetito por activos mexicanos.

“La apreciación de la divisa mexicana se explica en un 50 por ciento por la depreciación del dólar”, aseveró Juan Francisco Caudillo, analista técnico de Monex.

“El resto está dado por los eventos (riesgos) que aminoraron su peligro hacia la economía, pese a que algunos no se han dado aún, como la discusión del TLCAN”.

EL FACTOR DÓLAR

Durante esta semana, el índice de correlación entre el peso spot y el Bloomberg Dollar Spot Index, alcanzó un nivel de 0.46 puntos, el más alto desde mayo de este año. Este indicador, que oscila en valores entre -1 y 1, indica la fuerza con la que ambas variables se mueven en una misma dirección.

En la misma línea, la correlación del peso con el MSCI Emerging Markets Currency Index se ubica en 0.48 unidades, el más alto nivel desde enero de este año.

“El dólar a nivel global ha estado afectado por las recientes noticias sobre la falta de acuerdos para la reforma al sistema de salud, aumentando los riesgos de un potencial retraso y/o falta de acción en el frente fiscal en el futuro. Esta situación también genera dudas sobre el posible ritmo de alza de tasas de la Fed", dijo Juan Carlos Alderete, estratega de tipo de cambio de Banorte-Ixe.

Bajo este contexto, los flujos hacia mercados emergentes, incluido México, podrían mantenerse en los siguientes meses, según el Instituto Internacional de Finanzas.

SE ALINEAN LAS ESTRELLAS

En cuanto a los factores internos la lista es más extensa.

El incremento en la tasa de referencia del Banco de México fue uno de los elementos clave que favoreció la recuperación del peso. A ello se sumó el mecanismo de subastas de coberturas cambiarias ofrecidas por el banco central.

Otro de los factores se dio a principios de junio, con el resultado del proceso electoral, particularmente en el Estado de México.

Analistas de distintos grupos financieros, como Rafael de la Fuente de UBS, explicaron que, una vez conocido el resultado en esa entidad, hubo una menor percepción de riesgo sobre las elecciones de 2018.

Un elemento adicional que favoreció al peso fue la expectativa positiva sobre las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

El mercado dio la bienvenida al comunicado de Estados Unidos con sus objetivos sobre el TLCAN, explicó Omar Taboada, analista de Citibanamex.

Por último, hacia adelante, la revisión de la perspectiva en la calificación crediticia del país también daría ganancias al peso, pues, según especialistas de Banorte-Ixe, es un factor que el mercado no había incorporado.

mercados