Mercados

Portafolio extranjero de deuda perdió casi 13 mil mdd en 5 días

La depreciación de la moneda mexicana tras el triunfo de Donald Trump en las elecciones presidenciales fue el principal factor de la disminución en la tenencia de deuda en manos extranjeras.
Esteban Rojas
dólar, peso

(Bloomberg)

En los cinco días posteriores al triunfo de Donald Trump, el valor de los bonos gubernamentales mexicanos en manos de inversionistas extranjeros cayó 11.8 por ciento, equivalente a 12 mil 916 millones de dólares, con lo que ese indicador se ubica en su menor nivel en cuatro años, según la información más reciente publicada por el Banco de México.

Con ello, el portafolio de los extranjeros pasó de un valor de 108 mil 899 millones de dólares a 95 mil 983 en una semana. La caída registrada es por un monto similar a todo el déficit comercial de México acumulado durante este año.

El principal factor que generó esta disminución fue una depreciación del peso de 12.7 por ciento en ese periodo, además de la venta del 0.6 por ciento de los instrumentos totales en poder de inversionistas foráneos.
Entre los instrumentos que el Banco de México considera para ese indicador están los Cetes, Bonos M, Udibonos y Bondes D comprados por inversionistas no residentes.

De acuerdo con analistas, a pesar de este descenso, es baja la posibilidad de que se registre una salida de capitales del país, e inclusive, podrían provocar que aumente la posición de inversionistas extranjeros en títulos gubernamentales de México.

Rafael Camarena, analista económico de Santander México, explicó que en el acumulado de 2016 se registra una salida de flujos de portafolio, pero se han estabilizado al medirlo en pesos.

“El tema es que se han ampliado los spreads, los diferenciales de tasa de los bonos pagaderos en pesos. La variable que está generando ruido es el tipo de cambio, pero típicamente lo que sucede cuando los inversionistas extranjeros ven un tipo de cambio alto y spreads atractivos, nuevamente aumentan su posición en el mercado. Claro, estamos en un proceso de incertidumbre por el tema global, pero típicamente es lo que ocurre, lo que podría explicar esa estabilización”, precisó Camarena.

Por otra parte, Iván Martínez, analista económico de BBVA Research, consideró que el incremento de 75 puntos base en la tasa de fondeo por parte del Banco de México no sólo busca contrarrestar las presiones al alza sobre la inflación y anclar las expectativas ante una nueva depreciación del tipo de cambio, sino que también minimizaría una posible salida de flujos de portafolio.

“Dada la incertidumbre sobre el entorno económico para los próximos meses, es previsible un incremento mayor (de tasas) a los observados anteriormente para así anclar las expectativas de inflación y contribuir a la estabilidad financiera”, aseveró Martínez.

Ante un escenario externo complicado, el Gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, ha dejado la puerta abierta para un nuevo aumento en el costo del dinero, antes de que finalice 2016.

Hasta ahora, la disminución en el portafolio de extranjeros en el mercado de deuda no implica una baja en los ingresos del Gobierno Federal, dado que su intercambio se da entre particulares. Sin embargo, implica una potencial menor demanda al contar con menores participantes foráneos dispuestos a comprar este tipo de valores en emisiones primarias.

SE AMPLÍAN SPREADS
El diferencial de tasas entre los bonos de México y Estados Unidos se ha ampliado en las últimas dos semanas, pues, a pesar de que los rendimientos han subido en ambos países, en México lo han hecho a mayor velocidad.

En los bonos con vencimiento a 10 años, el premio exigido a México sobre su similar de Estados Unidos se ubica en 508 puntos base, un nivel máximo en lo que va de 2016.